SEAT y los nuevos impuestos medioambientales de Pedro Sánchez

SEAT y los nuevos impuestos medioambientales de Pedro Sánchez

Empresas

Seat defiende que la subida impositiva al diésel no afecte a motores Euro 6

  • Reacciones del director de Seat España a las medidas medioambientales propuestas por el Gobierno del PSOE.
  • Propugna que los coches con motores diésel Euro 6 se excluyan de la subida de precios.
  • Impuestos ¿medioambientales?, por Daniel Lacalle

Noticias relacionadas

El director general de Seat en España, Mikel Palomera, aboga por eximir a los vehículos que cumplan con la normativa de emisiones Euro 6 de la subida de impuestos al diésel anunciada por el Ejecutivo de Pedro Sánchez. Con esta medida, el gobierno socialista pretende penalizar el consumo de gasóleo, más contaminante, y equiparar su precio al de la gasolina.

El gerente de Seat asegura que la compañía respetará y no tendrá "otro remedio que acatar" la decisión del Gobierno, pero entiende que los coches que se ajusten a la regulación Euro 6, que entró en vigor en noviembre de 2015 y obligó a los fabricantes a reducir las emisiones contaminantes de sus motores diésel, no deben ser penalizados por esta medida. 

En una entrevista a Europa Press, Palomera ha explicado además que con la llegada del test de homologación de consumo y emisiones WLTP (World Harmonized Light Vehicle Test Procedure) el próximo 1 de septiembre de 2018, habrá una cantidad importante de vehículos, antes exentos, que deberán abonar el impuesto de matriculación. Con la regulación actual, los automóviles cuyas emisiones de dióxido de carbono (CO2) no superan los 120 gramos por kilómetro están liberados de este tributo. 

Modelos bloqueados

La implantación del WLTP va a obligar a las firmas automovilísticas a homologar de nuevo muchas combinaciones de motores y cajas de cambio, lo que les está generando una sobrecarga de trabajo a nivel técnico. Para solucionarlo, el directivo señala que en Seat se está dando prioridad a los prototipos con mayor volumen de ventas. 

A consecuencia de esta priorización, existe la posibilidad de que algunos modelos, tanto de Seat como de otras firmas dejen de ofrecerse temporalmente. "En nuestro caso particular, estamos hablando de un volumen de un 5% como máximo", apunta Palomera e indica que el período en que no estarán disponibles será corto. 

A pesar de estas dificultades, Palomera se muestra optimista, y no prevé una caída de las ventas de la compañía en los meses de verano. "Habrá pequeñas turbulencias", reconoce, pero asegura que están preparados y que no les afectará demasiado. "Veremos cómo afecta al resto de competidores", manifiesta el director general de Seat España.