Primera victoria para Rafa Nadal en el US Open tras ganar Johnn Millman en tres sets. Pocas opciones dio el número dos del mundo a su rival en la pista Arthur Ashe de Flushing Meadows. 6-3, 6-2 y 6-2 lucía el marcador al final del encuentro, con un Nadal en segunda ronda y molesto por el ruido que se creó en el estadio durante el choque.

Noticias relacionadas

Tras su triunfo, el tenista español habló con la prensa sobre todo lo que había sucedido durante el partido. "Creo que he hecho cosas bien en el partido y otras un poquito menos, pero no puedo no estar satisfecho con lo que he hecho", dijo Rafa Nadal en primer lugar. "Estoy feliz. Fue un buen comienzo", continuó.

Sobre su rival, el de Manacor comentó que era un "oponente peligroso", ante quien "hay que salir a jugar bien porque sino el partido se complica". "Es joven. Tiene una derecha y un saque potentes", describió Nadal a Millman, quien es el número 60 de la ATP y el pasado año logró eliminar a Roger Federer en este mismo Grand Slam durante la cuarta ronda.

Nadal, durante su estreno en el US Open. Jasons Szenes Efe

Durante el choque, Nadal recibió una llamada de atención del juez de silla por agotar el tiempo permitido para sacar. Todo porque Rafa estaba esperando a que todo el público que asistió a ver el encuentro se sentase en sus localidades. "Estaba parado en la línea esperando a que la gente bajara el volumen. Creo que se ha equivocado y ya está, no hay que darle más vueltas", comentó.

Ruido ambiente

En este sentido, el tenista español llegó a admitir que tanto él como sus compañeros d profesión no están "acostumbrados a jugar con un nivel de ruido tan fuerte". "Pero todos los años es lo mismo. Nos adaptamos", afirmó. "Esta es una de las cosas especiales que tiene este torneo y no hay que hacer de ello un problema, sino disfrutar de ello", finalizó un Rafa Nadal que ya está en segunda ronda del US Open.

[Más información - 20 curiosidades del US Open: el Grand Slam pionero en la igualdad entre hombres y mujeres]