El Ejecutivo de la Asociación de Comités Olímpicos Nacionales (ACNO) ha aprobado la admisión entre sus componentes de Alejandro Blanco, presidente del Comité Olímpico Español (COE), para el periodo 2018-2022. La decisión se tomó en Tokio, donde los miembros de ACNO se reunieron para su asamblea general ordinaria.

Noticias relacionadas

Blanco fue propuesto para la Ejecutiva el pasado 9 de noviembre por el presidente de los Comités Olímpicos Europeos (EOC) y vicepresidente de ACNO, Janez Kocijancic, que valoró su papel en la mediación de conflictos en el seno de la familia olímpica. El último de ellos fue el relacionado con la participación de deportistas kosovares en competiciones internacionales organizadas en España.

En este sentido, el propio Thomas Bach, presidente del COI, ha agradecido personalmente a Alejandro Blanco su rápida intervención mediadora en este asunto de Kosovo, pues consiguió que el Gobierno de España aceptara “aplicar los principios olímpicos de autonomía y de respeto a la no discriminación en las competiciones deportivas”.

Blanco amplía su presencia en ACNO, decisivo órgano de influencia y dirección de los destinos del deporte internacional, ya que además de ser miembro del Comité Ejecutivo, es miembro de la Comisión de Relaciones Internacionales.

Más presencia española en ACNO

Al nombra miento de Alejandro Blanco se le suma el del abogado español José Juan Pintó, especialista en derecho deportivo, que presidirá la nueva Comisión de Ética de la Asociación de Comités Olímpicos Nacionales (ACNO).

La Comisión, formada por seis hombres y una mujer, velará por el buen gobierno de la asociación y trabajará con independencia respecto a ACNO, si bien comparte a dos de sus directivos: el australiano Kevan Gosper, del Ejecutivo de ACNO, y la papuana Karo Lelai. La exjugadora de baloncesto fue también elegida en Tokio presidenta de la Comisión de Atletas de ACNO.

José Juan Pintó es árbitro del Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) y como tal participó en las comisiones creadas para mediar en posibles conflictos en los Juegos de Vancouver 2010 y el Mundial de fútbol de Sudáfrica, entro otras grandes citas.

[Más información: Alejandro Blanco: "Hasta que llegó Bach, el olimpismo iba por un lado y la sociedad por otro"]