El mundo del golf no suele dar mucho que hablar por conductas antideportivas. Sin embargo, de vez en cuando, a alguno de los golfistas se les cruza el cable y protagonizan alguna imagen reprochable de violencia deportiva. Esto ha ocurrido en el Benoni Lake Club, en Sudáfrica, donde dos golfistas se han peleado en la entrega de los premios del torneo.

Noticias relacionadas

Uno de los protagonistas acusó al otro de hacer trampas a otro, que no lo duda y se abalanza contra su rival. Tras propinarle un cabezazo, le tira en un asiento y empieza a propinarle puñetazos que le dejan sin posibilidad de reacción. Finalmente, una mujer presente le separa y pone fin al ataque de ira del golfista de Sudáfrica.

[Más información: El impresionante cabreo de Sergio García al intentar salir de un búnker]