El PSG de Pochettino dijo adiós a la Champions League tras perder por 2-0 ante el Manchester City. Una derrota que, sumada al global de la eliminatoria, acaba en un mal 4-1 para el conjunto francés y deja en muy buen lugar al conjunto de Pep Guardiola, serio aspirante al título de la competición continental. La superioridad inglesa fue absoluta a medida que avanzaban los minutos, pero desde el vestuario parisino han mostrado su disconformidad con la actuación arbitral.

Noticias relacionadas

Y es que varios jugadores de PSG han denunciado públicamente que Kuipers, árbitro principal del encuentro, se dirigió fuera de tono y en varias ocasiones a hasta dos jugadores del equipo galo. Verratti, italiano, y Leandro Paredes, argentino, serían los dos jugadores hacia los que se digirió en malos términos el árbitro del encuentro.

Así lo han confirmado diferentes representantes del conjunto francés. Ander Herrera, de hecho, ha sido uno de los que ha denunciado ese trato del colegiado. En palabras para RMC, el centrocampista ha asegurado que Kuipers se dirigió a su compañero Paredes en dichos términos: "El árbitro le dijo que 'que te jodan' a Paredes. Hablamos de respeto, pero si decimos eso son 3 o 4 partidos de sanción", criticó ante los micrófonos franceses.

El pisotón de Di María a Fernandinho que le costó la roja Reuters

Marco Verratti, poco después, reafirmó la versión de Herrera e incluso desveló que él había recibido comentarios similares. "A mí también me dijo 'que te jodan' dos veces. Si yo digo 'que te jodan' me llevo diez partidos", subrayó el centrocampista del PSG al término del encuentro. Kuipers, uno de los colegiados con mejor reputación del continente europeo, acabó siendo protagonista tras estas palabras.

Ya durante el partido, cabe recordar, tuvo que expulsar a Ángel Di María con roja directa por una agresión a Fernandinho. El jugador del City recibió un pisotón cuando el balón no estaba en juego en el que las imágenes no dejaron lugar a dudas de la intencionalidad. El colegiado sacó roja directa a Di María y el argentino, a falta de algo más de 20 minutos para el final, tuvo que retirarse a vestuarios. Una pérdida que complicó la remontada del PSG y que se sumó a la de un Mbappé que no saltó al césped por problemas físicos.

El PSG sigue sin Champions

El equipo liderado por Al-Khelaifi tendrá que sumar una nueva temporada sin llevarse la ansiada Champions League. Ya el curso pasado, con esa famosa final marcada por la Covid-19 y disputada en Lisboa, estuvieron a un solo paso de llevarse el título. Sin embargo, un Bayern imparable acabó ganando por la mínima para alargar la sequía continental en el PSG.

Pese a la derrota, ese encuentro podía marcar un antes y un después en la etapa de Al-Khelaifi al frente de la entidad. Un año después, el proyecto sigue en el mismo punto. Un nuevo entrenador, una Champions que se aleja en semifinales y, además, la duda de si continuarán dos estrellas como Neymar y Mbappé. Ambos acaban contrato en 2022 y su renovación sigue sin hacerse oficial, por lo que su futuro está en el aire.

[Más información - Mbappé una opción Real para el Madrid 2021/2022]