Sheikh Khalid bin Zayed Al Nahyan, miembro de la realeza de Abu Dhabi, ya ha recibido el beneplácito de la English Football League para hacerse cargo del Derby County. El dinero de los petrodólares vuelve a reparar en un club histórico de la Premier League para salvarle de una situación complicada y tratar de devolverle a un puesto más acorde con su trayectoria. Inglaterra ya tiene un nuevo club controlado por un empresario que proviene de Oriente Medio.

Noticias relacionadas

Después de que el Manchester City abriera la veda con este tipo de inversores, cuando el primo de Sheikh Khalid, Sheikh Mansour, se hizo con el club, han sido muchos los intentos y también las diferentes fórmulas para tratar de hacerse con equipos del mundo. Evidentemente el caso más destacado, después de los de la ciudad del norte de Inglaterra, es el PSG en Francia. El pique que existe entre Catar y los Emiratos Árabes Unidos se ejemplifica en que las principales fortunas, con miembros de la realeza, tratan de invertir en estas entidades.

El dinero de la familia real de Abu Dhabi ha servido para crear el City Football Group que cuenta en su cartera con clubes de todos los continentes: Oceania (Melbourne City FC), Asia (Yokohama F. Marinos), Norteamérica (New York City FC) y Sudamérica (Atlético Torque). Uno de los miembros de esta gran fortuna es Sheikh Khalid, que se ha desmarcado de Sheikh Mansour ahora con esta compra para poder rivalizar con su primo.

Sheikh Mansour, el jeque del Manchester City Reuters

Mientras tanto, el Derby sigue con su andadura en el Championship en la que no le van demasiado bien las cosas. Con seis puntos en 11 partidos, Phillip Cocu está más discutido que nunca y se viene sondeando con la posibilidad de que Wayne Rooney se retire definitivamente y coja las riendas del equipo. Este histórico no pasa por el mejor de los momentos. De hecho, la afición está de acuerdo con la idea de que llegue este nuevo equipo, a pesar de que suponga una descentralización del poder.

Más petrodólares

Este empresario de 62 años es el dueño de la compañía Bin Zayed Group, que creó en 1988 para gestionar operaciones de construcción, energías, tecnología y servicios financieros. Anteriormente intentó comprar el Liverpool y, más recientemente, el Newcastle. El hecho de que la Premier League finalmente no aceptara la operación acabó con las posibilidades de cumplir con su sueño de tener un equipo en la máxima categoría del fútbol inglés. Ahora tratará de hacerlo con el Derby County.

Sheikh Khaled intentó comprar el equipo de Anfield en 2018, en un acuerdo de 2.600 millones de dólares que habría sido la adquisición más cara de la historia del fútbol. La realeza de los Emiratos tampoco tuvo éxito en un intento de comprar el Newcastle United el año pasado, supuestamente ofreciendo 460 millones de dólares. En este 2020 fue un inversor de Arabia Saudí el que intentó comprar a los 'Magpies' sin éxito.

Pride Park, el estadio del Derby County www.dcfc.co.uk

Ahora, el primo del propietario del City ha creado una nueva empresa llamada Derventio Holdings (UK) Limited, en la que aparece como la persona con la mayor parte del control en el registro del Reino Unido. Otros nombres que aparecen relacionados con esta entidad son Midhat Kamil Kidwai, Andrew Obolensky y Christopher Samuelson, que, al parecer, iban a ser las caras visibles en el Derbyshire. 

Pero los dos últimos han renunciado, por lo que solo el primero será el encargado de gestionar el Derby. De hecho, tendría al actual propietario del club, Mel Morris, como consultor dentro de su equipo de trabajo. Kidwai, de 54 años, es británico, pero actualmente tiene su sede en los Emiratos Árabes Unidos. Figura como director general de Monochrome Acquisition Limited, una empresa con sede en Londres que está registrada en Earl Street desde el 5 de junio de 2019.

Este viernes el club hacía oficial el acuerdo: "El propietario y presidente ejecutivo del Derby County Football Club, Mel Morris, ha estado en conversaciones con Derventio Holdings (UK) Limited desde mayo en relación con la adquisición de la propiedad del club. Estas conversaciones progresaron hasta el punto en que, en principio, se llegó a un acuerdo entre las dos partes. La compra del club bajo el control de Derventio fue aprobada por la junta de EFL el jueves. Derventio Holdings (UK) Limited, cuya entidad controladora final es Bin Zayed International LLC, propiedad de Sheikh Khaled Zayed Bin Saquer Zayed Al Nayhan, ahora puede continuar con la transacción, que se espera que se cierre muy pronto".

El proyecto

El equipo inglés que tiene a Phillip Cocu como entrenador y a Wayne Rooney dando sus últimos pasos como jugador tendrá un aliciente más para intentar el ascenso que se le ha resistido en las últimas temporadas. Su mayor logro futbolístico fue las Ligas Inglesas que ganaron en 1972 y 1975, además de una FA Cup en 1945 y la Community Shield de 1975. Su última temporada en la Premier League data de la temporada 2007/2008.

Wayne Rooney, con la camiseta del Derby County REUTERS

Sheihk Khaled se hará con el control del club a cambio de 60 millones de libras, pero la intención es que la inversión se eleve en un periodo de cinco años hasta los 500 millones en función de los resultados deportivos. Dentro de esa inversión, también quieren recuperar la propiedad del estadio del Derby, después de que Mel Morris lo vendiera a una de sus empresas en una operación que la EFL denunció a principios de este año. Estas operaciones son tradicionales en esta división ya que el Sheffield Wednesday, con su propietario Dejphon Chansiri a la cabeza, también la realizaron.

El fútbol inglés sigue abriéndose al mundo para seguir a la cabeza a la hora de las inversiones dentro de este mundo. Los propietarios de  los grandes equipos de Inglaterra son extranjeros con Manchester United (Avran Glazer, Estados Unidos), Manchester City (Sheihk Mansour, Emiratos Árabes Unidos), Chelsea (Roman Abramovich, Rusia), Arsenal (Stan Kroenke, Estados Unidos) y Liverpool (John Henry, Estados Unidos) a la cabeza. De los de la Premier, solo Tottenham, Newcastle, Crystal Palace, Brighton y Burnley son nacionales. Y algunos de ellos también tienen ofertas del extranjero. Este es el resultado de la globalización del fútbol.

[Más información - Del PSG y el City a Catar 2022: así han cambiado los petrodólares el fútbol]