Massimo Cellino, presidente del Brescia, aseguró este lunes que su jugador Mario Balotelli "es negro" y que "está trabajando para aclararse", una frase que generó grandes polémicas y que el club norteño calificó de un "chiste" que ha sido "malentendido por la crítica".

Noticias relacionadas

"Balotelli es negro, qué queréis que os diga. Está trabajando para aclararse, pero sigue con dificultades", dijo Cellino, en el lugar donde se celebró una reunión de la Serie A en Milán, al conversar con unos periodistas sobre la situación de su delantero.

Poco después de que el presidente del Brescia pronunciara estas palabras, el club norteño publicó un comunicado en el que defiende que Cellino quería realmente defender a Balotelli de la presión del entorno.

Aclaración del club

"Por lo referido a las declaraciones concedidas esta tarde por el presidente Massimo Cellino sobre nuestro jugador Mario Balotelli, Brescia Calcio puntualiza que se trata claramente de un chiste, de una paradoja evidentemente malentendida y de un intento de quitar clamor de una exposición mediática excesiva", se lee en el comunicado oficial del Brescia.

Mario Balotelli sufre insultos racistas EFE

"La voluntad era proteger al jugador", agrega el club norteño, que fichó a Balotelli el último verano tras expirar su contrato con el Olympique de Marsella.

Cellino fue acusado de racismo por sus afirmaciones en una temporada en la que Balotelli ya había recibido cánticos discriminatorios a principios de noviembre en la visita del Brescia al estadio Bentegodi del Hellas Verona.

[Más información - Balotelli: "No tengo nada de miedo, vosotros tenéis más que yo"]