Este pasado domingo, en el informativo del mediodía de Antena 3, Matías Prats (67 años) y Mónica Carrillo (43) han entrevistado al vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias (41). Una entrevista, a priori, lógica y sin sobresaltos dentro del marco social y sanitario que está viviendo el país a causa del coronavirus. Una más en los informativos de todas las cadenas. Sin embargo, este encuentro se ha convertido en viral en las redes sociales debido a la "tensión" que se respiraba entre Prats e Iglesias. Dejando a un lado su carácter afable y chistoso, el presentador ha sacado a relucir su lado más incisivo y duro para recordar al entrevistado algunos de los errores cometidos durante la pandemia. 

Noticias relacionadas

Con la problemática desescalada como telón de fondo, Iglesias conectaba con el informativo de Atresmedia para analizar la actual situación tras más de dos meses de confinamiento, pero desde el minuto uno los espectadores y las redes comenzaron a notar la falta de cordialidad entre las partes y, en especial, el tono rudo del mítico periodista de Antena 3. 

"Ya estamos saliendo de la emergencia sanitaria y del duro confinamiento, aunque hay algunas partes en fase cero como Madrid o Barcelona, y lo vamos a hacer con la mayor tasa de víctimas mortales de todos los países del mundo, ¿qué ha hecho mal el Gobierno del que usted es vicepresidente para arrojar esos datos?", arrancaba Prats la charla. En este punto, las redes comenzaban a posicionarse a favor y en contra de Matías. 

En ese momento, Pablo encajaba el 'golpe' restándole formalidad, aunque no contundencia, a la hora de referirse al presentador sin emplear la fórmula del usted: "Ojo, Matías. Permíteme pedirte muchísima prudencia". Y ahí, viendo que el conductor no iba a rebajar su tono, Iglesias echaba un capote a su propia gestión: "Hemos hecho cosas mal y haremos cosas mal en el futuro porque somos humanos, pero creo que hemos hecho algunas cosas bien como hacer caso a los especialistas y de desplegar un escudo social de manera contraria a lo que se hizo en 2008". 

Tras estas palabras, y lejos de achantarse, Matías continuaba, combatiente: "Me está reconociendo que no se supo responder en esas semanas cruciales cuando la OMS nos avisa el 30 de enero que viene una enfermedad muy grave. El 24 de febrero, prepárense para una pandemia. Hasta el 14 de marzo no se cierran los colegios. No supimos reaccionar". En este punto, el político entonaba, a medias, el 'mea culpa' ante la incapacidad de reacción: "Fuimos el país que tomó medidas más estrictas en relación al número de casos que había. Eso es así, pero no es excusa. Si pudiera volver atrás en el tiempo y supiéramos lo que iba a significar esta pandemia, claro que a todos nos hubiera gustado actuar antes. En esto es clave no hacer política". 

Y remataba: "Ni los partidos políticos ni los medios de comunicación supieron prever esta situación. Este Gobierno, según ha reconocido la OMS, actuó de una manera muy estricta". Una defensa que no ablandaba, precisamente, a Matías: "Permítame que regrese a la génesis de esta pandemia. Italia nos lo había advertido. Casi 1.000 muertos ya había cuando nosotros declaramos el estado de alerta".

Pero el momento más comentado en redes sociales llegaba cuando Prats le reprochaba la gestión que se ha hecho de la pandemia en las residencias de ancianos"Y un número importante de las víctimas mortales aquí en nuestro país ha fallecido en residencias de mayores. Desde el inicio de la pandemia se sabía que eran los más vulnerables. ¿Cómo ha podido ocurrir? ¿Cómo no se blindaron y se protegieron? Usted, recuerdo el 19 de marzo, asumió públicamente el control de esas residencias". A modo de cierre, el líder de Unidas Podemos respondía: "Nosotros lo que hicimos es reforzar a la única autoridad que tiene competencias en las residencias de ancianos, que son las comunidades autónomas".

[Más información: Matías Prats rememora el encuentro entre Susanna Griso y Letizia Ortiz en el 25 aniversario de Antena 3]