Este lunes 2 de septiembre se producía el esperado debut de Dani Mateo (40) al frente de Zapeando. Tras la marcha de Frank Blanco (44), el programa ha aprovechado para dar un lavado de cara al espacio, con nuevo plató y nuevo equipo de colaboradores.

Noticias relacionadas

Pero nada más iniciarse el programa número 1.443, la audiencia se llevaba una sorpresa al comprobar que no sólo han cambiado aspectos externos: la dinámica del programa es totalmente distinta a la que venía desarrollando desde su estreno hace seis años.



Dani Mateo daba comienzo a su primer Zapeando solo ante la cámara, con un monólogo de tres minutos en el que pide perdón de antemano por su fichaje en el programa, quizá presagiando las críticas que estaban por llegar. A continuación, tras emitir un vídeo de transición, la mesa del programa aparecía en pantalla más vacía de lo normal: sólo Cristina Pedroche (30) acompañaba al presentador. La madrileña se encargaría de comentar durante diez minutos la actualidad política, algo que los internautas han calificado como una versión de El Intermedio que nada tiene que ver con lo que hasta ahora era Zapeando.

Tras la sección de Pedroche, la audiencia empezaba a perder la esperanza de ver a todos los colaboradores juntos alrededor de la mesa cuando entraba Anna Simon (37), de nuevo sola ante Dani Mateo, para analizar las noticias virales del día. Diez minutos después, Miki Nadal (51) tomaba el relevo con la actualidad deportiva para a continuación volver a dar paso a Anna Simon con una nueva sección¿Qué pasó ayer en Sálvame?, que tampoco ha estado exenta de las críticas tuiteras.

Lo cierto es que el programa parece haber renunciado a su característico guion coral en esta nueva etapa, creando secciones diferenciadas de aproximadamente diez minutos de duración en las que los colaboradores van desfilando a modo de 'confesionario' junto a un Dani Mateo en período de adaptación, sin la confianza de Frank Blanco y con silencios imperdonables en televisión que generan un ritmo excesivamente lento.

Así, en la hora y media que dura el espacio, el número máximo de colaboradores que se sentaron a la vez junto al presentador fueron tres: Quique Peinado (40), Lorena Castell (38) y el actor Jesús Vidal (44), para comentar las noticias más positivas del día durante unos escasos ocho minutos. Una estructura que, por lo que se evidencia atendiendo a las redes sociales, no ha gustado a los seguidores del formato.

Aún así, las cifras de audiencia han respaldado el inicio de esta nueva temporada, con 790.000 espectadores y un 6,8% de share, un buen dato que ahora deberán mantener. Está por ver si atienden a las críticas y recuperan la antigua estructura o siguen apostando por este novedoso formato.

[Jesús Vidal ('Campeones'), nuevo fichaje de 'Zapeando']