El mundo de la publicidad ha fijado sus ojos en los influencers, personas que cuentan con una enorme popularidad en las redes sociales y que se convierten, en muchas ocasiones, en los mejores escaparates para las marcas. Millones de usuarios acaban guiándose por los consejos que un rostro popular lanza a través de Instagram, razón por la que su responsabilidad respecto al producto que promocionan cobra bastante importancia.

Noticias relacionadas

Diego Matamoros (34 años) mostró hace unos días a sus más de 400.000 seguidores cómo utilizaba una especie de artilugio prendido con fuego para extraer la suciedad de sus oídos ante la atenta mirada de su pareja, la doctora estética Carla Barber (30). Una práctica que también ha querido compartir con sus followers Fani Carbajo (36), que a través de su Instagram ha explicado los beneficios que este mismo producto.

"Los bastoncillos de algodón no eliminan, empujan. Estas velas eliminan el 99 por ciento del cerumen, además ayudan a reducir el estrés y los dolores de cabeza", ha dicho la concursante de a primera edición de La isla de las tentaciones mientras mostraba cómo se realizaba ella misma el proceso, alentando así a sus seguidores a que adquirieran este utensilio a través de un enlace. Una práctica que también han llevado a cabo otras influencers como Noemí Salazar (29), protagonista de Los gipsy kings, o la ex gran hermana Yolanda Claramonte (28), más conocida en redes como 'Love Yoli'. Un producto en auge que incluso han utilizado celebrities internacionales como la cantante Jessica Simpson (40).

El producto consiste en un cono fabricado con cera de abeja que se introduce en el conducto auditivo externo para a continuación encender el otro extremo -el que no está dentro del oído- con fuego, generando así un efecto de presión negativa que absorbe la cera que obstruye el oído.  

Son varios los influencers que ya han probado dicho método y que confiesan haberles resultado muy efectivo, pero ninguno de ellos habla con rigor científico sobre los posibles beneficios, o problemas, que pueden acarrear estos conos. JALEOS ha querido conoce más sobre este peculiar método contando con la opinión de doctores especializados en el aparato auditivo

"Varios han sido los pacientes que me han hablado de estos artilugios que están tan en auge actualmente en Instagram, Facebook, Youtube..., el 'cono de cera de abeja'", asiente el doctor Daniel Poletti, otorrinolaringólogo del Hospital Gregorio Marañón (Madrid). "He tenido pacientes que usando este método no solo no han logrado extraer el tapón de cerumen y han terminado acudiendo a un médico para solucionar su problema, sino que han sufrido quemaduras de mayor o menor importancia por la cera derretida o con la propia llama que se genera durante el procedimiento", añade el médico. 

La cantante Jessica Simpson utilizando un cono de cera de abeja para oídos. Gtres

Poletti recalca que este método no se sustenta a ningún estudio científico, una cuestión que deberían tener en cuenta los futuros consumidores y, como no, aquellos influencer que acceden a promocionarlos desde sus redes sociales. "Cabe destacar que este método no sigue ningún fundamento de la medicina científica y no se describe como procedimiento médico", aclara el otorrinolaringólogo, que coincide en opinión con el también otorrino Federino Fernández: "Yo no recomendaría jamás utilizar estas velas para los oídos. He visto pacientes que me han venido con quemadura tanto fuera, en la cabeza o la oreja, como dentro del oído. Es algo que se pone de moda y que de repente la gente empieza a hacerlo en sus casas. Si existen molestias lo lógico es que se acuda a un médico", asiente el doctor en conversación con este medio. 

Cada vez más utilizado

El doctor Daniel Poletti tiene claro el motivo por el que este tipo de métodos cogen cada día más fuerza, y es que además de su divulgación en el mundo social media, la situación que vivimos a consecuencia de la Covid impulsa aún más la idea de someterse a tratamientos caseros y alternativos a la medicina.

"Las listas de espera de los hospitales de la seguridad social se han disparado a consecuencia de la pandemia, y los paciente que habitualmente sufren de tapones en los oídos lo están pasando regular", dice el doctor, que reconoce que muchas personas han recurrido a técnicas cuestionables por la capacidad limitada de los centros médicos de atender cuando se trata de problemas que no tienen carácter de urgencia. 

Los conos son promocionados por influencers y se adquieren, en su mayoría, vía online. Amazon

"Muchos han buscado especialistas privados para resolver la situación, pero otros han investigado por su cuenta en internet para encontrar métodos alternativos que en ocasiones traen consigo problemas", asiente Poletti, que recomienda a los pacientes que no depositen su confianza en técnicas de este tipo y que hagan uso de los centros médicos autorizados: "La gente siempre ha acudido al médico para deshacerse de esos incómodos tapones de cera, que no confíen en milagros caseros que les recomiende nadie y sigan acudiendo a los centros especializados. Pueden ahorrarse más de un disgusto".

[Más información: Estas son las 10 mamás 'influencers' más seguidas de Instagram]