El mes de marzo ha sido complicado para David Muñoz (40 años). Tras haber tenido que cerrar sus restaurantes como medida preventiva ante la expansión del coronavirus, hace solo unos días desveló que ha estado casi dos semanas muy enfermo. En la intimidad de su casa y con el apoyo incondicional de su esposa, Cristina Pedroche (31), el chef español ha batallado contra lo que él considera que podría haber sido una gripe común. Y es que el propio cocinero no se atreve a calificar su dolencia como coronavirus, puesto que no se ha realizado el test pertinente. Sin embargo, sí reconoce que ha padecido la sintomatología habitual del Covid-19.

Noticias relacionadas

Sea como fuere, no todo son malas noticias para David Muñoz. Si bien este virus está mermando la economía de muchos empresarios en España, ese no es su caso. Según los datos a los que ha podido tener acceso JALEOS, a principios de marzo presentó formalmente las cuentas de sus empresas en el Registro Mercantil y solo en 2018 estas sociedades ingresaron cerca de 9,5 millones de euros. 

Este es un éxito cosechado a fuego lento y a través de años de duro trabajo que lo han situado entre los mejores chefs de nuestro país. Un triunfo que ahora se ve reflejado en las cuentas de sus restaurantes y de sus compañías. 

La principal empresa de Muñoz es Dukes Road S.L., que fundó en el año 2015 para la gestión de DiverXo y que en la actualidad le proporciona la mayor parte de sus ingresos: 7,9 millones de euros solo en 2018. Esta cifra muestra hasta qué punto su original forma de cocinar ha sabido despertar el interés de los usuarios, que ávidos de nuevas experiencias se amontonan en sus restaurantes para probar qué es lo nuevo que tiene David Muñoz y que le han permitido consolidar por tercer año consecutivo una tendencia creciente en cuanto a facturación. 

Las empresas de David Muñoz ingresaron en 2018 cerca de 9,5 millones de euros.

Pero el chef también es consciente que para conseguir mantener el alto listón que conllevan las estrellas michelín es necesario tener el mejor material, el mejor personal y, sobre todo, estar siempre a la última. Unas condiciones que conllevan unos altos gastos que han terminado reducido considerablemente la cifra final de beneficios, que en 2018 se ha situado en poco más de 320.000 euros. 

Solo en costes de personal y en gastos de mercaderías (las materias primas son esenciales en su sector) la empresa de David Muñoz ha desembolsado más de 5,6 millones de euros.

La segunda de sus empresas es Pig Wings S.L., que el chef fundó en 2015 para gestionar actividades de las sociedades holding. A pesar de ser la que maneja unas cifras más pequeñas, solo en 2018 facturó 470.000 euros con el consiguiente beneficio de 400.000 euros. 

Los datos a los que ha tenido acceso este periódico muestran, sin embargo, que de lo que sí puede presumir esta compañía es de acumular un patrimonio (lo que tiene una sociedad tras haberle restado las deudas) de más de 1,1 millones de euros. 

David Muñoz ha conseguido situarse entre los mejores chefs de España gracias a su original forma de cocinar.

Solo un año después de fundar estas dos compañías, el chef se aventuró a crear Hungry Ants S.L., enfocada a realizar "actividades de consultoría de gestión empresarial". Esta solo lleva un par de años en funcionamiento, y aún así ha conseguido cosechar más de un millón de euros en 2018 y obtener un beneficio cercano a los 90.000 euros. 

Unas muy buenas cifras para una empresa de reciente creación y que demuestran la buena situación en que se encuentran las compañías del chef. Hay que tener en cuenta que lo habitual es que una sociedad no obtenga beneficios hasta el tercer año de vida, y en todas las de David Muñoz no solo se da este caso, si no que se manejan cifran millonarias. 

Éxito en Londres

En 2016 David Muñoz ya había conseguido granjearse un nombre entre los mejores cocineros de España, por lo que decidió probar suerte en la gran city y abrió con Cristina Pedroche el local StreetXo en Londres.

Pronto los principales críticos británicos elogiaron su original forma de cocinar y el local se situó entre los must de los amantes de la alta cocina. Con el paso de los años esta fama se ha consolidado y Muñoz presume ahora de las buenas cifras que está consiguiendo el restaurante: "El último año en Londres ha sido el mejor y cada mes hemos subido entre un cuatro y un seis por ciento de facturación. Ahora todo fluye, veremos a ver qué pasa", aseguró recientemente en una entrevista con La Razón. 

Consciente de que parte del éxito en su sector reside en estar innovando continuamente, el chef no se ha conformado con sus logros en España y en Reino Unido y ha anunciado que en noviembre de este año planea abrir un local en Dubai, cuna del lujo en Oriente Medio. 

"El contrato está ya firmado y, si nada se tuerce y se cumplen los plazos, empezaremos en 2020", explicó el cocinero en las charlas previas a la entrega de premios The Best Chef Awards celebrado el pasado mes de septiembre en Barcelona. 

Muñoz desveló entonces que era una carta casi nueva "pero con una idea de local y cocina que te trasladará a los otros StreetXO". "Entre el público que espero hay de todo: la gente local es gente que viaja muchísimo, que me los encuentro sin problema en StreetXO Londres. Y en Dubai también hay mucho expatriado, empresarios de todo el mundo que viven allí, y que espero representen el 60 por ciento de la clientela", aseguró.

Un imperio culinario construido a base de éxitos en la cocina que le han valido, además, para ser imagen de varias marcas. Desde hace años David Muñoz es un chef mediático, tanto por sus originales propuestas como por su relación con Cristina Pedroche, y eso es algo que interesa a marcas como los helados Magnum o la ginebra Beefeater que le han contratado (a cambio de un suculento chaché) para que sea imagen o colabore con sus productos. 

Dos semanas 'muy malo'

Tras 12 días alejado del foco mediático, el chef David Muñoz ha reaparecido este martes en sus redes sociales para anunciar que estas dos últimas semanas ha estado muy enfermo. El chef hizo saltar todas las alarmas al explicar que había pasado unos días "muy malos" y, aunque no llegó a pronunciar pronunciado la palabra coronavirus, los síntomas que describió hicieron pensar que podría haber estado infectado de Covid-19. 

"Después de 12 días enfermo, con algunos de esos días muy malos y la mejor cuidadora del mundo mundial, Cristina Pedroche, al fin empiezo a encontrarme mejor... Eso sí, el gusto y el olfato no han vuelto, ¡joder!", posteó David, acompañando el texto con una imagen suya totalmente renovada tras haberse rapado su característica cresta.

Al poco de compartir esta historia con sus seguidores, el chef hizo una nueva publicación para calmar los ánimos y aclarar que él en ningún momento ha dicho que ha estado infectado por coronavirus. "Me gustaría aclarar que sí, que he estado malo pero que en ningún momento me han hecho la prueba, así que no sé si he tenido coronavirus o no. Yo he hecho todo lo que me han recomendado los médicos, quedarme en casa y vigilarme. Puede que simplemente haya sido una gripe común. Nunca lo sabremos. Creo que los test se deben quedar para los colectivos de riesgo como así me hicieron saber cuando llamé por teléfono al médico", aseguró el cocinero. 

Muñoz aprovechó la publicación para agradecer las muestras de cariño recibidas por parte de sus seguidores, y mandar un mensaje de ánimo a todos en la lucha contra el coronavirus: "Gracias de verdad por preocuparos por mi salud, pero tampoco es cuestión de alarmar. Quizás tenía que haber sido más conciso y claro en mi anterior publicación y así no haber dejado posibilidad de que los medios se hicieran eco. Siento si alguien se ha preocupado de más. Mucho ánimo a todos los que sí que están contagiados y a todas sus familias", concluyó. 

[Más información: David Muñoz reaparece tras 12 días enfermo para anunciar que está infectado por coronavirus]