Desde que Álex Lequio (27 años) fuese diagnosticado de cáncer en 2018, la vida profesional, y también personal, de Ana García Obregón (64) se paró en seco. Canceló todos sus proyectos y se volcó en el cuidado de su hijo. Sin embargo, en diciembre de 2019 una oferta la ilusionó de nuevo: volver al teatro. Un papel hecho a su medida, pero cuando JALEOS le interpeló por él, Ana se mostraba prudente: "Sí, hay cosas, pero de momento lo importante es la salud de mi hijo". Tendrán que esperar todos, apostilló. 

Noticias relacionadas

De ese momento a la actualidad ha continuado la lucha de Álex, marcado por ingresos puntuales. En este mes de febrero ha ingresado hasta en dos ocasiones; la primera por una gastroenteritis, y la segunda para iniciar un nuevo ciclo en su tratamiento. Ingresos que ha superado el joven y su madre lo anunciaba pletórica a las puertas del hospital: "Le han dado el alta". Tan recuperado se encontraría que García Obregón ha decidido volver al trabajo, reactivar su vida laboral y ese proyecto teatral. Este medio ha podido confirmar a través del personal del teatro que llevará por título Falso Directo y coprotagonizará la obra con Andoni Ferreño (54). 

El cartel de la obra de Ana Obregón.

Se trata de un trabajo escrito únicamente para ella, hecho a su medida. Esta vuelta a los escenarios significa mucho para Ana, simboliza dejar atrás los peores años de su vida, marcados por la maltrecha salud de su hijo y de sus padres. Se apunta a este periódico que los ensayos comenzarán próximamente y está previsto que la obra se estrene el próximo mes de mayo. Se espera una gira por España que desembocará en el teatro Amaya de Madrid en el mes de agosto. 

Ana "está muy ilusionada", ya que "hacía mucho tiempo que no tenía un papel en las manos y la obligación de centrarse en trabajar". Cuenta una persona cercana a la intérprete que, pese a la felicidad que le supone este trabajo, García Obregón ha hecho constar, con respecto a la gira, "que no se cierren demasiadas ciudades", para evitar compromisos que ella no pueda asumir ante una posible complicación en casa. El pasado mes de diciembre, este medio pudo conocer más detalles de la función.  

¿Se abordará en el texto el aciago pasaje que ha vivido Ana con su hijo?, se interpeló entonces."Habrá que ir a ver la función. Emoción habrá, Ana no ha desvelado todos sus registros como actriz y ahora lo hará", se respondía. En esa línea, y como cierre, se hacía ver que "el teatro no será el único proyecto de Obregón". Se aseguraba que habrá "más televisión". En concreto, "una serie en la que Ana trabajó en su momento y dejó apartada en un cajón el año pasado". De este modo, parece que poco a poco Obregón, y la familia, va volviendo a la normalidad y, en el caso de Ana, no hay mayor prueba que su vuelta al trabajo, ya que su última intervención televisiva, MasterChef Celebrity, le dejó un mal sabor de boca y llegó a asegurar que se la amenazó. 

El último ingreso de Álex

A la izquierda, Obregón anunciando feliz el alta de su hijo; a la derecha, entrando en el hospital. Gtres

Fue el pasado 17 de febrero cuando el hijo de Ana Obregón volvía a ingresar en el hospital Ruber Internacional. Lo hacía por su propio pie y acompañado de su madre. Minutos después, con el rostro preocupado acudía su padre, Alessandro Lequio (59). Poco se supo de este ingreso hasta cinco días después, cuando se publicó que el joven volvía a ingresar tras haber recibido previamente el alta. En ese momento, García Obregón, tranquilizaba a los medios: "Está todo bien. Ha sido solo una gastroenteritis, que además se la he contagiado yo". 

Unas palabras tranquilizadoras que también pronunciaba hace unos días su padre, Alessandro: "No hay nada que decir, mi hijo está bien, está tranquilo y ya está. No tiene nada que ver con una recaída, Ana está maravillosa como siempre. Estamos bien, todos bien. No puedo decir más, muchas gracias". Todo terminaba hace unos días con una exultante Ana saliendo del centro médico y anunciando que su hijo había sido dado de alta.

El pasado mes de enero Álex aparecía en sus redes sociales para explicar que su salud estaba mejorando y que los médicos le habían dado "la condicional". En el vídeo, el joven también aseguraba que había aprovechado esta buena nueva para volver a centrarse en sus compromisos profesionales. Posteriormente, el joven quiso compartir con sus seguidores qué era lo que le había ocurrido: "Simplemente llevo un par de jornadas con defensas bajas y no puedo salir de casa. Afortunadamente, Deliveroo nunca falla y estoy reponiendo fuerzas. Gracias a todos. Sois preciosos", comentaba el empresario. 

[Más información: Los dardos envenenados de Ana Obregón a Alessandro Lequio por su papel como padre]