El Tribunal Supremo ha declarado desierto el recurso contra una sentencia de la Audiencia provincial de A Coruña que absolvió a Marina Castaño (62 años), viuda del premio Nobel de Literatura Camilo José Cela, de la acusación de malversación de caudales públicos de la fundación que lleva el nombre del escritor.

La sentencia de la sala segunda del Tribunal Supremo, que ha sido facilitada a Efe, declara desierto el recurso presentado por María Dolores Ramos García, conocida popularmente como Lola Ramos, que ha sido condenada a pagar las costas judiciales.

La denuncia había sido presentada por la Administración General del Estado, la Agencia Estatal de la Agencia Tributaria y la Fiscalía, que pedían cuatro años y medio de prisión y ocho de inhabilitación para Castaño y el resto de acusados.

Sin embargo, la sección sexta de la Audiencia provincial de A Coruña, con sede en Santiago de Compostela, absolvió el año pasado a Castaño de un delito de malversación de caudales públicos por su gestión al frente de la fundación Cela.

Noticias relacionadas

Marina Castaño llegando a los Juzgados de Padrón. Gtres

Dicha sentencia fechada el pasado 28 de junio absolvió no solo a Castaño, sino también a otros miembros de la fundación, entre los que figuran representantes de la Xunta.

Castaño declaró en la vista oral del juicio celebrado en abril pasado que su gestión al frente de la citada fundación con sede en el municipio coruñés de Padrón respetó la legalidad vigente y negó las acusaciones de desfalco, al igual que los otros tres acusados.

Entre ellos figuraban el exdirector gerente de la entidad, Tomás Cavanna, quien percibió una indemnización de 150.000 euros por el cese de su actividad al frente de la fundación, un pago que la Fiscalía consideró irregular.

Los otros dos acusados absueltos son el exconselleiro de Hacienda Dositeo Rodríguez y su hija Covadonga Rodríguez.

Marina Castaño, de juicio en juicio

La Audiencia Provincial de A Coruña absolvió en julio a Castaño por falta de pruebas contra ella.

El proceso por la supuesta malversación de fondos públicos a través de la Fundación Camilo José Cela comenzaba en junio de 2017, cuando Castaño y los otros tres cargos de la fundación citados eran investigados por el supuesto despido ficticio de Cavanna para que cobrara la indemnización pública mencionada pese a que, supuestamente, había abandonado su cargo de forma voluntaria.

Pero esta no es la única batalla judicial a la que se ha tenido que enfrentar la viuda del Nobel. Tras la muerte del escritor en 2002, comenzaba el litigio por su herencia entre Marina Castaño y el único hijo de Cela, Camilo José Cela Conde. Un procedimiento que también llegó hasta el Supremo, aunque con un resultado menos favorecedor para Castaño.

El legítimo heredero le ganó hasta tres juicios a la viuda, quien se vio obligada a pagarle 3,9 millones de euros. Además, la Fundación Camilo José Cela también tuvo que indemnizarle con 1,1 millones de euros.

La herencia de Camilo José Cela

Marina Castaño y Camilo José Cela en uno de los últimos actos públicos del escritor. Gtres

El patrimonio que Camilo José Cela dejó tras su muerte estaba valorado en más de ocho millones de euros, incluyendo la casa en Guadalajara que puso a nombre de su esposa antes de fallecer.

El hijo del escritor sólo obtuvo como herencia un cuadro falso de Miró Valorado en 100.000 euros, quedando el resto de las propiedades y bienes en manos de Marina Castaño. Un reparto por el que Cela Conde interpuso una demanda al considerarlo injusto, recibiendo la razón de los jueces hasta en tres ocasiones.

Finalmente, los jueces obligaron a Marina Castaño a indemnizar al hijo del escritor. Además, el heredero también acabó siendo el dueño de los derechos de autor de su padre. Camilo José Cela Conde, que también es escritor, además de II marqués de Iria Flavia, actualmente vive en Palma de Mallorca. Es catedrático de Filosofía del Derecho, Moral y Política en la Universidad de Baleares y columnista en el Diario de Mallorca.

Cela Conde fue el único hijo del aclamado escritor, fruto de su primer matrimonio con la docente María del Rosario Conde Picavea, quien falleció en 2003 a los 89 años.

[Más información: Marina Castaño, absuelta de un delito de malversación de fondos en la Fundación Camilo José Cela]