Adolfo Suárez Flores (22 años), el nieto del fallecido expresidente del Gobierno Adolfo Suárez, saltará al ruedo, continuando así con la longeva tradición familiar. Será el próximo 6 de octubre en Povedilla, Albacete, y el cartel y la expectación no pueden ser mayores. Esa tarde, vestido de corto, hará el clásico paseíllo junto a Enrique Ponce (47), Javier Conde (44), Toñete y Luis David Adame. Lo cierto es que la familia Suárez-Flores siempre ha sentido una gran pasión por el mundo del toro, perpetuada en el tiempo. No en vano, Adolfo Suárez Illana (55) y su padre torearon en más de una ocasión, saliendo el primero a hombros en una veintena de ocasiones.

Noticias relacionadas

Como no podía ser de otro modo, el joven Adolfo ha heredado ese amor por la Fiesta, si bien es cierto que su fervor se respira a partes iguales tanto en su rama paterna como materna. Ahí, su abuelo materno, Samuel Flores, es terrateniente y ganadero de reses bravas. Él fue quien, de algún modo, abrió la veda en la familia. Adolfo Suárez Jr., de 22 años, Adolfito para su gente, es estudiante de Derecho y deja claro que así continuará siendo; el hecho de que de vez en cuando se deja sucumbir por las corridas de toros no es óbice para que se plantee abandonar sus estudios. 

Adolfo Suárez padre y 'Adolfito' sobre la arena de un coso en 2007. Gtres

Cada verano desde su infancia ha pasado tiempo en El Palomar con sus abuelos y ese aprendizaje pugna por brotar. El joven desea seguir la saga familiar, y el linaje que lo precede, pero solo como afición. Suárez Flores es hijo de Adolfo Suárez Illana, abogado y diputado del Partido Popular por Madrid en la última legislatura. En julio de 1998 se casó con Isabel Flores, hija del ganadero Samuel Flores. El matrimonio tiene dos hijos, Adolfo y Pablo.

Además, Illana, dentro del gremio taurino, cuenta con un nombre respetable, gran aficionado y buen amigo del torero Juan José Padilla (46). Habitual en la plaza de Las Ventas, se desenvuelve a las mil maravillas con el capote y la muleta y ha participado en muchos festivales, hasta  que en 2007 decidió colgar el traje de luces. 

Enrique Ponce, Samuel Flores, Adolfo Suárez Flores y Curro Díaz. Twitter

Hace falta viajar un poco al pasado para entender de dónde nace esta pasión por el toro en la familia Suárez. En concreto, hay que remontarse a 1959, cuando el abuelo paterno de Adolfo Jr. debutó en Ávila vestido de corto y participó en el llamado Festival de Noveles para dar rienda suelta a su afición. Y así comenzando a forjarse un nombre. El hecho de que Enrique Ponce está al lado de Adolfito en tan insigne día no es algo baladí, al menos si se lee la historia. En sus andanzas taurinas, Adolfo Suárez abuelo se hizo muy amigo del diestro Victoriano Valencia, con quien estudió en su etapa colegial, suegro del diestro Enrique Ponce, amigo de las dos familias. 

[Más información: Sonsoles Suárez, hija del expresidente, rompe su matrimonio con Paulo Wilson]