Iker Jiménez (46 años) se cuela cada domingo en los hogares españoles para resolver cuestiones del mas allá, de lo paranormal y de lo que no tiene ni siquiera respuesta. Así lleva haciéndolo más de 13 años y los telespectadores permanecen fieles a su cita con lo desconocido. Sin embargo, las cifras de su cuenta corriente no son fantasma ni están muertas, todo lo contrario, están cada día más vivas.

Noticias relacionadas

La fórmula para conseguir la gran cantidad de dinero que ha acumulado no tiene misterio: es fruto de años de trabajo, de renovarse, de saber ver negocio en todo lo que hace y de ser un gran ahorrador. Y es que el de Vitoria no se deja sucumbir por los caprichos caros. No sabe lo que es estar enganchado a los aparatos electrónicos de última generación, de hecho ni lleva móvil, y tampoco usa redes sociales -quizá por miedo a que alguien pueda controlar sus movimientos-. Además, casi nunca va con dinero encima y es su mujer, Carmen Porter, la que carga la cartera llena y le compra hasta la ropa.

Iker y Carmen, en la 43º edición de la Antena de Oro en 2015. Gtres

Tras 21 años casados y todos ellos trabajando juntos, la pareja ha sabido trasladar su éxito en lo personal al terreno de lo profesional. Van de la mano también en los proyectos que no se ven en televisión y poseen dos empresas que permanecen en esa oscuridad que tanto les les gusta a ellos y a su público.

Iker Jiménez figura como administrador de dos compañías: la más antigua, Producciones Digitales Milenio 3 SL, que fundó en 2005, y Alma Productora Audiovisual SL, compañía que constituyó en julio del año pasado.

La primera es la más relevante, ya que es la columna vertebral a través de la cual se articula todo el negocio de Iker y Carmen, y es que en el Registro Mercantil incluso figura que su objeto social son las "actividades de producción de programas de televisión". 

Las cifras de la compañía no son nada pequeñas, hasta el punto de estar hablando de una compañía millonaria. Solo en 2016, último ejercicio presentado, obtuvo unos ingresos superiores a los 3,2 millones de euros con el consiguiente beneficio que ascendía a los 2 millones de euros. Todas estas partidas han aumentado conforme pasan los años, una evolución que muestra la buena salud de la empresa y la habilidad de Iker y Carmen para constituir un boyante ejercicio. 

El resultado de todos estos años de bonanza también se ven en el patrimonio, partida que se obtiene tras restar las deudas a lo que realmente genera una empresa. Esta partida no solo muestra la cara positiva de la compañía, sino que ofrece una reserva de la que disponer en caso de situaciones de dificultad económica o similar. Así, Iker y Carmen pueden seguir preocupándose solo de los misterios paranormales, ya que ante los problemas económicos están bien protegidos con los 10 millones de euros de patrimonio asociada a la sociedad. 

Bajo el sello de Producciones Milenio 3 tienen la página oficial de Iker Jiménez donde todas las propiedades intelectuales y derechos sobre el contenido pertenece a ellos, así como el resultante económico de lo que de ahí se derive. En esa misma web se da acceso a la tienda de productos oficiales del programa Cuarto Milenio y a su famosísima Nave del Misterio. Existen cientos de objetos de merchandising que se pueden adquirir en la página y cuyas ventas ayudan a aumentar la cifra de las cuentas corrientes del matrimonio.

La segunda compañía, la más reciente, Alma Productora Audiovisual -nombre que recibe por su única hija en común- se fundó con el mismo objetivo que la primera y también junto a Carmen como administradores. Aún es muy pronto para conocer su situación económica (los resultados no se presentan, como mínimo, hasta que haya pasado el primer año de actividad); sin embargo, la ampliación de capital de noviembre es un buen indicador de la confianza y el respaldo económico por parte de los presentadores.

Pero el negocio de lo paranormal también ha traspasado las pantallas y llegó en forma de 'museo de lo desconocido' con Cuarto Milenio: la exposición. Una amplia muestra de los temas más demandados por el público y que tras romper los audímetros en sus emisiones los espectadores podían ver en directo y carne y hueso las pruebas, las réplicas de seres extraterrestres y ovnis, o vivir experiencias paranormales previo pago. La exhibición se extendió durante meses por todo el territorio español, una ambicioso proyecto que tuvo gran éxito hasta el punto de ampliar calendario porque había incluso lista de espera.

Paso tras paso han conquistado el universo de lo económico y amasar una gran cantidad de dinero con algo tan difícil como depender de lo que no existe o nadie a visto o no se puede probar. Nunca se consiguió hacer tantos proyectos y crear tanto de lo que nadie conoce. Ellos han sabido materializarlo y hacerlo brillar tanto como el oro de sus brillantes cuentas corrientes.

[Más información: Iker Jiménez y Carmen Porter, la rumba del más allá]