El diseñador Juanjo Oliva ha presentado una colección cápsula con el objetivo de ofrecer un abanico de prendas intercambiables que "enriquezcan" el armario femenino, en la que también incluye diseños de novia "prêt-à-porter".

Noticias relacionadas

El sector de la moda de autor y sus creadores se adaptan a los nuevos tiempos en los que las colecciones se reducen y buscan ser aptas para todas las estaciones ("ayer hacía un sol radiante y hoy llueve", apunta Oliva), sin perder calidad y diseño, y donde la venta online ha llegado para quedarse

Rodeado del aroma de la primavera, Juanjo Oliva (Madrid, 1971) ha presentado en la Floristería Loreto Aycuens, rodeado de intensos colores y flores, un "oasis en medio de la ciudad", una colección gestada con tranquilidad, adaptada al "tiempo en que vivimos", pero sin renunciar al ADN de la marca, ha dicho a Efe antes del desfile el diseñador.

Especializado en moda de eventos, Oliva no ha querido renunciar a la sofisticación, pero es consciente de que ahora las prendas requieren más de un uso, incluso en el caso de las novias, que actualiza con diseños más sencillos, donde su depurada forma de trabajar es evidente.

En esta nueva colección ha apostado por "deconstruir" su gusto por los vestidos de costura depurada y trasladarlo a blusas, faldas y pantalones que se pueden intercambiar con otras prendas y cuyo uso se adapta a diferentes horas del día. Un abanico de piezas con las que "enriquecer el armario femenino".

Abrigos de sarga de algodón verde, textiles de raya diplomática o rasos de lino en amarillo son algunas de las piezas que ha presentado y que llegan confeccionadas a partir de patrones de colecciones de otras temporadas y restos de tejidos sobrantes e, incluso, comprados a otros diseñadores.

"Telas con una gran presencia y de gran calidad" que, en lugar de desecharse, han servido para crear una colección con valor sostenible.

Para Oliva, este no es un discurso nuevo, una novedad llegada con la pandemia. "Nunca -ha afirmado- me ha gustado que la moda estuviera asociada a comprar por comprar", una razón por la que rompe con el concepto de temporalidad.

La situación actual ha evidenciado una situación en la moda que "tenía que reflexionar" sobre los calendarios, la inmediatez o la sostenibilidad: "Ahora los clientes hablan de trazabilidad de las prendas y quieren verse representados".

Begoña Villacís ha sido una de las invitadas al evento. Gtres

El creador madrileño se siente orgulloso de formar parte de la denominada moda de autor española. "Es un discurso que nos hace fuertes como gremio y que define nuestra manera de trabajar", colecciones pequeñas vinculadas al cliente.

Una manera de fortalecerse en un sector paralizado por la crisis.

"El miedo te inmoviliza y eso no ayuda al negocio", ha asegurado Oliva, que ha descartado el "no" de su vocabulario y aboga por dejar que la belleza lo inunde todo.

"Creo que estamos en una etapa más pura y más honesta en la que hay que huir de lo instituido y ser más libres para hacer cosas diferentes", ha señalado.

Un carro al que se sube al actualizar su forma de acercarse al cliente a través de la plataforma digital Es Fascinante, especializada en moda lenta multimarca, fabricada en España.

"La venta online llegó para quedarse y quería explorar ese territorio", ha indicado, por lo que algunas de sus prendas formarán parte de ella y analizará su desarrollo y cómo abordar esa vía de negocio.

"Todos debemos ser partícipes de esa evolución", ha concluido Oliva, que ha presentado su propuesta dentro del evento Madrid es Moda, una iniciativa liderada por la Asociación Creadores de Moda de España (ACME) bajo el paraguas de Madrid Capital de Moda del Ayuntamiento de Madrid que se enlaza con la clausura de la semana de desfiles de Mercedes-Benz Fashion Week Madrid.

[Más información: Olivia Martín, la mejor modelo de la pasarela madrileña]