Miranda Kerr (37 años), Gwyneth Paltrow (48) o Elle McPherson (56), son solo algunas de las celebrities que han probado la técnica del Dry Brushing Facial, con el objetivo de mostrar un cutis luminoso, suave y libre de posibles imperfecciones como los granitos o puntos negros. Este tratamiento cada día gana más adeptos por su facilidad y por ayudar a limpiar la piel, dato que, ahora, con el uso continuado de la mascarilla, se necesita.

Noticias relacionadas

Este tratamiento de belleza se basa en el cepillado en seco, con la ayuda de un cepillo con raigambre, con el que se masajea haciendo círculos sobre tu cutis. Esta novedosa técnica, que se lleva practicando desde las culturas ancestrales, ha supuesto toda una innovación por la facilidad y el buen acabado que presenta en el rostro. Tal es el resultado que ofrece que muchas celebrities se han apuntado a esta técnica.

¿En qué se basa?

Gwyneth Paltrow, en Nueva York. Archivo

El cepillado en seco busca activar la microcirculación de la piel y potenciar el sistema inmune. Con esta técnica se lleva a cabo un drenaje linfático, es decir, se busca reducir la retención de líquidos y el aspecto hinchado de la piel. Asimismo, mejora la circulación sanguínea, promoviendo que no aparezcan diferentes afecciones cutáneas o líneas de expresión, pues favorece la regeneración celular y prepara a la piel para que absorba mejor los ingredientes activos. 

Nathalia Arango, co-fundadora del centro Opuntia Organic, y experta en esta técnica matiza que: "La piel luce más luminosa y suave y, con constancia, mejora mucho su aspecto. También impacta en el plano energético gracias a su efecto desintoxicante", añade.

Cuándo y cómo

Este tipo de técnica es preferible hacerlo por la mañana debido a su efecto activador, además, se eliminan las posibles células muertas que se acumulan durante la renovación celular de la noche. Se recomienda hacerlo dos veces a la semana, con el objetivo de no dañar el cutis con un sobreexceso de limpieza. 

Este cepillo de cedras limpia el cutis y activa la regeneración cutánea. Hydrea London

El dry brushing se hace con un cepillo específico para el rostro de cerdas suaves y naturales y con la piel totalmente limpia, sin productos de maquillaje. Con este aparato masajea tu piel con movimiento ascendentes y circulares durante un minuto desde el escote hasta la frente. Como, por ejemplo, este de la marca Hydrea (4, 95 euros) . Pincha aquí para comprarlo en Amazon. 

Es apta para todo tipo de pieles, pero si se sufre de dermatitis, rosácea avanzada o la piel está muy seca, se desaconseja ya que puede irritar la piel. 

Último paso

Tras exfoliar la piel con este característico cepillo es importante hidratar y nutrir el cutis con el objetivo de calmar la posible irritación. Para estos casos puedes recurrir a tu crema habitual o sérum que, con sus propiedades, ayuda a regenerar y estimular su regeneración.

[Más información: Maskstress': el nuevo efecto secundario que la mascarilla provoca en tu piel]