Siete meses después del inicio de la pandemia, la mascarilla quirúrgica se ha consolidado como un complemento de la vida cotidiana, al igual que el uso de la crema hidratante, el maquillaje o cualquier otro cosmético facial de uso diario. La diferencia es que, en lugar de potenciar la belleza, suele producir el efecto contrario. Y es que este complemento indispensable y obligatorio hoy en día, focaliza la atención visual de los demás y roba protagonismo al rasgo más expresivo, la mirada.

Noticias relacionadas

Además, la mascarilla destaca las arrugas y el resto de los defectos que se encuentran alrededor de los ojos. Contrarrestar el efecto de la mascarilla y aprovecharlo precisamente para resaltar la belleza de la mirada, es lo que proponen las fundadoras de los centros Clínicas Láser Fusión, Alicia y Mónica Flores. Para ello, estas expertas en dermatología recomiendan las técnicas y tratamientos estéticos existentes que mejor funciona para mejorar el aspecto los ojos, su contorno y potenciar, con ello, la mirada.

Cuida tus cejas

Cejas perfectas: enmarca y potencia tu mirada con estos pasos básicos Tamara Bell Unsplash

La manera más directa de resaltarla es dar protagonismo a las cejas y las pestañas. Olvidarse del maquillaje y conseguir resultados duraderos es posible, mediante un estudio y diseño de cejas - uno de los rasgos faciales que comportan mayor expresividad - considerando la particularidad de cada rostro. La forma de éstas se perfila utilizando pinzas, pelo a pelo, y, como afirma la experta, "realizando un diseño que refleje la personalidad y los gustos de cada persona".

Por otro lado, hay una manera de lucir unas cejas perfectas mediante la técnica del maquillaje semipermanente, que se efectúa pelo a pelo. Es decir, el microblanding, un novedoso sistema que permite modificar la forma y el color de la ceja, sobre todo en cejas despobladas, con calvas o canas, aumentando así su volumen, sin perder su naturalidad. "Está recomendado para personas que quieren aumentar la densidad de sus cejas de la manera más natural posible", explica Mónica Flores.

'Tips' para pestañas

Trucos y consejos para colocar las pestañas postizas. Unsplash

Unas pestañas bonitas y cuidadas pueden ser la clave para destacar la expresividad de un rostro cubierto por la mascarilla. Con un lifting de pestañas - que aporta color y luminosidad al ojo - puedes aumentar notablemente la intensidad de la mirada. "Es la solución para aquellas personas que tienen las pestañas demasiado rubias, finas o escasas, ya que les dará mayor espesor. Los ojos parecen estar siempre maquillados y dan un aspecto de buena cara en todo momento", asegura la experta.

Tratamientos específicos

Piel tersa y poros reducidos son algunos de los resultados de estos tratamientos. Gtres

Además de cuidar y destacar las pestañas y las cejas, es vital preocuparse por el contorno de ojos y rejuvenecer la piel. Y es que, la mascarilla enmarca la periferia de los ojos y por ello, destaca algunos defectos como las ojeras y las arrugas. Para suavizar estos rasgos o eliminarlos por completo, Alicia Flores propone algunos tratamientos:

Como, por ejemplo, la Presoterapia ocular. Un tratamiento antienvejecimiento que se centra en combatir y corregir las diferentes imperfecciones como las bolsas, las ojeras muy marcadas, además, de la pérdida de elasticidad en los párpados.

Por otro lado, si buscas aportar vitalidad a la piel desde las capas más profundas de la epidermis puedes recurrir a la Mesoterapia virtual que, a través de diferentes principios activos puros, unifica el tono de la piel y también reduce la arrugas, disminuyendo el tamaño de los poros dilatados

Para aumentar y favorecer la oxigenación de los tejidos y el drenaje -fomentado la producción de colágeno-, puedes optar por la Indiba facial. Un tratamiento que reafirma el rostro y disminuye la laxitud de los propios tejidos. 

La Bellaction facial, es el último de los tratamientos que recomiendan, se basa en el rejuvenecimiento facial a través de una reducción drástica de arrugas, a través del "efecto botox", tonificando los tejidos de la cara, cuello y escote. 

[Más información: ¿Podemos luchar contra las arrugas o es cuestión de genética?]