Que levante la mano a la que le encantaría poder hacer un tour por el vestidor de Letizia (48 años). Me muero de curiosidad por saber qué tamaño tiene y dónde está exactamente. Tiene que ser enorme para que le entre todo lo que guarda, porque si algo ha demostrado la Reina en este comienzo de curso  es que tiene un fondo de armario infinito.

Noticias relacionadas

Desde que volvimos al cole, algunos con más suerte que otros, la esposa de Felipe VI (52) no ha lucido ni un solo estreno; todos han sido atuendos reciclados, algunas prendas, como la falda de este martes, hacía años que no se la veíamos, y ahí estaba, colgadita en uno de los muchos lugares secretos que tiene Zarzuela para el resto del mundo.

El caso es que este miércoles Letizia ha viajado a Galicia y ha vuelto a reciclar un look. Y es que esta conciencia sobre el reciclaje se ha convertido en su nueva premisa estilística para esta nueva temporada, una idea que, según parece, quiere que así sea hasta el final de su mandato.

La Reina ha optado por un estilismo muy otoñal y elegante. Gtres

Esta vez ha hecho un remix de cosas cuyo resultado final no es que nos apasione pero sí que ha quedado resultón. La experiodista ha estado en la capital gallega visitando el Centro Integrado de Formación Profesional Politécnico de Santiago de Compostela donde ha dado por inaugurado el curso de Formación Profesional 20/21.

Subida en unos maravillosos tacones negros que realzan cualquier outfit que luzcas, Letizia ha rescado una falda de estampado príncipe de gales, con el bajo en diseño de picos estilo pañuelo, de largo midi y firmada por Massimo Dutti. La primera vez que la lució fue el año pasado, concretamente en el mes de febrero durante su visita a Fitur acompañando al Rey.

La coleta se ha convertido en su peinado fetiche del 2020. Gtres

La combinación que ha hecho con la falda de la firma de Inditex es muy de su estilo, con un jersey negro de manga larga ajustado y el cinturón ancho de Burberry que le marca la cintura hasta parecer una verdadera avispa, silueta que le apasiona. Como viene siendo también habitual, pues Letizia es de ideas fijas, en la mano presenta una cartera de Carolina Herrera en negro de piel mate que lleva en su enorme vestidor muchas temporadas.

Como joyas ha escogido los pendientes de estrellas de Chanel que elevan el precio del look pero no su originalidad y el anillo dorado de Karen Hallam.

Detalle del bolso negro y el anillo de Karen Hallam de la Reina para su visita a Galicia. Gtres

Letizia lucía la obligada mascarilla y el pelo en una sencilla coleta de punta rizada que, sin duda, es el peinado que más años le resta.

Veremos si este viernes, que la esposa de Felipe VI acude a la Residencia de Estudiantes de Madrid, da una sorpresa o sigue sacando ropa del baúl se los recuerdos.

[Más información: Letizia, discreta y elegante: su dos piezas bicolor para visitar el Instituto Cervantes]