Seguro que has oído hablar del tránsito intestinal y la importancia de que funcione lo mejor posible. Esto puede conseguirse con la adopción de hábitos de vida saludables y la introducción de ciertos alimentos. ¿Quieres saber cómo mejorar el tránsito intestinal? ¡Acompáñanos!

La combinación de una dieta sana y equilibrada con la práctica regular de ejercicio, debe ser suficiente para mejorar el tránsito intestinal lento. No obstante, si con ello no consigues una mejoría, lo mejor será consultar con un especialista. Y ahora, pasamos a mostrarte qué es el tránsito intestinal y cómo mantener su correcto funcionamiento.

Qué es el tránsito intestinal

Como hemos adelantado, mejorar el tránsito intestinal no es tan complicado como piensas. Solo debes cultivar unos hábitos sencillos y ser constante con ellos, ya que el estreñimiento es un problema bastante común en la actualidad.

Muchas personas tienen por costumbre recurrir a los laxantes para solucionar el estreñimiento ocasional o crónico, pero no es muy aconsejable por los efectos colaterales que esto supone. Lo ideal es tomar medidas sanas y naturales para mejorar el tránsito intestinal y resolver este problema.

El tránsito intestinal consiste en el tiempo que tarda un alimento en ir desde la boca, es decir, el comienzo del aparato digestivo, hasta el final, el ano. Lo normal es que este tiempo sea de entre 30 y 40 horas, pero un rango de hasta 72 o 100 horas, sobre todo en las mujeres, es considerado normal.

Cuando este recorrido tarda más de 100 horas podemos hablar de tránsito intestinal lento, y es un factor determinante para que aparezca el estreñimiento. Por el contrario, si el tránsito es demasiado rápido aparecerá la diarrea, y ninguna de estas condiciones es buena ni deseable.

Descubre cómo mejorar el tránsito intestinal lento de forma natural con los consejos y alimentos que te ofrecemos a continuación. De este modo, se incrementarán los movimientos intestinales y, gracias a ello, aumentará la frecuencia de las deposiciones.

Alimentos para mejorar el tránsito intestinal

La dieta es el mejor remedio para mejorar el tránsito intestinal. Pero no nos referimos a las dietas que prohíben ciertos alimentos, sino a la introducción de aquellos que aceleren el ritmo de la digestión. Por ello, lo más recomendable es aumentar el consumo de fibra.

Escoge alimentos integrales, sobre todo los cereales, y consume mucha fruta, verdura, legumbres, hortalizas y frutos secos. Sin olvidar la importancia de ingerir alrededor de dos litros de agua diarios.

También es muy beneficioso introducir en nuestra dieta alimentos probióticos y prebióticos, pues contienen bacterias acidophilus. Estas contribuirán a prevenir muchos problemas de salud, no solo el estreñimiento.

Algunos de los alimentos que más te ayudarán a mejorar el tránsito intestinal son:

  • Naranja. Esta fruta tiene un alto contenido en vitamina C, pero también aporta sodio, magnesio y potasio a nuestro organismo para contribuir a fortalecer los músculos. Su ingesta es recomendable para prevenir el estreñimiento por su gran contenido en fibra.

  • Uva. Aparte de contener carbohidratos y brindarnos mucha energía, no sobrecarga el estómago y favorece el tránsito intestinal.

  • Alcachofa. Es ideal para la eliminación de líquidos gracias a su efecto diurético, pero también tiene propiedades digestivas y contiene mucha fibra para evitar el estreñimiento.

  • Apio. También es muy diurético y tiene grandes propiedades antioxidantes, lo que nos ayuda a combatir los radicales libres para prevenir diversas enfermedades. Además, aporta otros nutrientes como flavonoides, potasio, flavonoles, agua y flavonas.

  • Tomate. El tomate tiene grandes cantidades de vitamina C, por lo que es un alimento antioxidante y ayuda a fortalecer el sistema inmune. También posee vitamina A y licopeno, otro antioxidante para mejorar el funcionamiento el organismo. Es bueno tanto para prevenir el estreñimiento como la diarrea.

  • Limón. Existen muchas infusiones para mejorar el tránsito intestinal, y el limón puede añadirse a todas ellas. Esta fruta contiene vitamina C y grandes cantidades de antioxidantes para mantener sano el sistema inmunológico y mejorar tránsito intestinal.

  • Manzana. Ayuda a disminuir los niveles de colesterol y también es antioxidante. Aporta saciedad y contribuye a aliviar el estreñimiento, liberando así las toxinas de nuestro cuerpo.

  • Cebolla. La cebolla es antibacteriana y ayuda a proteger el sistema digestivo y favorecer la circulación sanguínea. También es una gran fuente de fibra y vitamina C.

  • Té verde. Esta es una de las mejores infusiones para mejorar el tránsito intestinal gracias a sus propiedades diuréticas. Además, sus antioxidantes ayudan a prevenir el daño celular y la inflamación.

Ejercicios para mejorar el tránsito intestinal lento

Además de estos alimentos e infusiones para mejorar el tránsito intestinal, el ejercicio en general también contribuye a mejorarlo. En concreto, los ejercicios aeróbicos como los abdominales o las prácticas de movilidad de la zona de la cadera.

Estos ejercicios activarán la musculatura del vientre, favoreciendo así el movimiento de los intestinos. Lo más recomendable es caminar unos treinta minutos al día a un ritmo enérgico. Por su parte, los abdominales deben realizarse tres veces a la semana en tres series de quince cada una.

Otro ejercicio efectivo es tumbarse boca arriba y llevar las rodillas hasta el pecho despacio, aguantando esta flexión unos quince segundos. Cualquier ejercicio de cadera que ponga en movimiento esa zona, como las rotaciones o estiramientos, nos será de gran ayuda para mejorar el tránsito intestinal.

Antes de terminar, queremos ofrecerte unos consejos. Por ejemplo, que reeduques el intestino para generar una rutina y que las deposiciones se hagan siempre a la misma hora. Solo tienes que sentarte en el sanitario a la misma hora todos los días durante diez minutos.

Ve al baño en cuanto tengas ganas y no realices grandes esfuerzos. Mejor realizar un masaje en el abdomen en el mismo sentido de las agujas del reloj durante cinco minutos. Por último, evita las prendas ajustadas y disminuye el consumo de café, tabaco, harinas refinadas, azúcar y té.

También te puede interesar...