Se calcula que las consumidoras en España han gastado más de un millón de euros durante el último año en cuidarse las cejas. Invertimos cada vez más dinero en cuidar esta zona de nuestra cara, conscientes de la importancia del marco de la mirada. Las cejas transmiten personalidad y carácter. Enmarcar la mirada en unas cejas bonitas, sanas, pobladas y definidas es un paso básico para lucir un contorno de ojos perfecto y seducir con un simple guiño de ojos.

Si vas a aclarar tu cabello, y sobre todo si tienes que decolorarlo, aclarar las cejas será una prioridad. Ahora puedes hacerlo de forma fácil y sin dañarlas utilizando métodos naturales. Y es que aclararlas con productos químicos puede ser más perjudicial que beneficioso, pues tampoco conviene someter una zona tan sensible al efecto de los tintes.

Cómo aclarar las cejas de forma natural

Aprende cómo hacerlo de forma natural. En este artículo te mostramos cómo aclarar las cejas con limón y otros productos naturales. Además, el resultado será tan natural que nadie lo notará. ¡Acompáñanos!

1. Zumo de limón

Para aclarar las cejas con limón de forma rápida, debes hacer lo siguiente. Exprime un limón grande, empapa en su jugo un cepillo de dientes y cepíllate las cejas con mucho cuidado para que no te caiga en los ojos. Después, siéntate en un lugar donde te pueda dar directamente el sol y, cuando se haya secado, podrás aclarar con agua. Tras repetir este proceso varias veces, podrás comprobar su exitoso resultado.

2. Camomila

La camomila está presente en muchos productos cosméticos, sobre todo en los champús infantiles, y promete mantener el rubio de los niños. Esto es porque, entre sus propiedades, se encuentra el aclarado del cabello. Es efectivo, pero no es un tratamiento rápido y necesita una aplicación constante para aclarar las cejas.

3. Miel y manzanilla

Este remedio no solo sirve para aclarar las cejas, sino que también cuida de ellas tras su aplicación. Prepara una infusión con flor de manzanilla, añade una cucharada de miel y remueve hasta que se disuelva por completo. Cuando la infusión esté fría, empapa dos algodones y colócalos sobre las cejas, dejándolos reposar durante 10 minutos antes de aclarar.

4. Aceite de linaza y manzanilla

También puedes mezclar la manzanilla con aceite de linaza para conseguir un aclarado gradual del color de tus cejas. Además, te será bastante útil si quieres conseguir un tono rojizo. Para ello, haz una infusión de manzanilla y añade 20 g de aceite de linaza, deja reposar la mezcla un día entero y aplícala en las cejas. Si repites este procedimiento dos veces por semana, en 15 días podrás disfrutar de sus óptimos resultados.

5. Cerveza

Sí, has leído bien, la cerveza también sirve para aclarar las cejas. De hecho, es con toda probabilidad el método más rápido para conseguirlo. Mezcla a partes iguales cerveza con agua, por ejemplo 50 ml, mezcla bien y aplícalo sobre tus cejas. Puedes repetir el proceso cada dos días y, después de dos semanas, los cambios serán bastante visibles.

6. Cómo aclarar las cejas con maquillaje

En caso de que no quieras aclarar las cejas con limón ni ninguno de los métodos anteriores, te animamos a probar con algunos cosméticos. Puedes optar por dos técnicas:

  1. Con un lápiz de ojos. Utiliza un lápiz de ojos de un tono más claro que el color de tu pelo y marca las cejas sin dejar ninguna zona sin pintar. Después, péinalas y utiliza un fijador de cejas para evitar que los pelos se muevan.

  2. Con sombra de ojos. Humedece de forma leve la punta de un pincel y coge una pequeña cantidad de sombra de ojos. Aplica siguiendo la forma de tus cejas y utiliza también un fijador de cejas cuando termines. Esta técnica solo es apta para cabellos castaños o rojizos.

7. Aclarar las cejas con agua oxigenada

El peróxido de hidrógeno o agua oxigenada se emplea en muchas ocasiones para aclarar las cejas, el color del cabello y para decolorar el vello facial. No obstante, si piensas utilizar este remedio debes tomar una serie de precauciones debido a la proximidad de este vello con los ojos.

Antes de comenzar a aclarar las cejas con agua oxigenada, debes tener en cuenta que este producto puede producir irritaciones cuando se aplica sobre la piel del rostro. Para comprobar si se producirá una reacción adversa, es recomendable que apliques calor sobre la zona en la que has puesto el agua oxigenada. Puedes hacerlo en una mano antes para estar seguro.

Si observas que al aplicar aire caliente, por ejemplo con un secador, aparecen rojeces, irritaciones o picores, es mejor desistir y probar otro sistema. Si no has notado nada, puedes aclarar las cejas con agua oxigenada sin problema. En cualquier caso, si durante el proceso notas mucho picor, enjuaga bien las cejas con agua para evitar posibles daños.

  1. Debes tener la piel lo más limpia posible y seca antes de aclarar las cejas con agua oxigenada.

  2. Utiliza un disco desmaquillante mojado en el agua oxigenada, no deja ningún resto a diferencia del algodón.

  3. Es importante que apliques un poco de líquido sobre el disco, pero sin llegar a empaparlo para que no gotee.

  4. Aplica sobre las cejas con pequeños toques para que quede húmeda, pues el vello debe acabar bien empapado. Pon especial cuidado para extender el agua oxigenada de forma uniforme y solo sobre la zona concreta que quieres aclarar.

  5. Justo después de la aplicación del agua oxigena debes exponerte a la luz solar, pues los rayos UVA aceleran su proceso blanqueador sobre el pelo. Si no puedes hacerlo, aplica calor con un secador de pelo.

  6. Después, enjuaga muy bien las cejas para retirar el agua oxigenada y todos sus restos, evitando así que se nos irrite la piel. El tiempo entre la aplicación del calor y el lavado dependerá de lo que quieras aclarar las cejas y de su color de partida.

  7. Por último, es bueno que apliques una crema hidratante y calmante para evitar posibles irritaciones y reparar además la piel de las cejas después de utilizar este remedio.

También te puede interesar...