Sálvame Tomate tiene los días contados. Según ha anunciado Telecinco, la versión diaria de El Precio Justo llegará a su parrilla el próximo lunes 19 de abril a partir de las 20:00 horas, por lo que el último día que se emita el programa de La Fábrica de la Tele será este viernes 16 de abril.

Noticias relacionadas

Como recordaran, Sálvame Tomate (primeramente Sálvame Banana) llegó a Telecinco en octubre de 2019 para cubrir el hueco que dejó Pasapalabra tras la sentencia del Tribunal Supremo que obligaba a la cadena de Mediaset España a retirar de su parrilla el concurso.

En un primer momento, Telecinco optó por apostar en el último tramo de esta parte por un nuevo concurso llamado El Tirón, presentado por Christian Gálvez y con los exconcursantes de Pasapalabra, Orestes García y Rafa Castaño.

Sin embargo, tras la llegada de la pandemia del COVID-19, Mediaset España optó por retirar esta sección y apostar directamente por los contenidos propios de Sálvame Tomate.

Ya a finales de octubre, ante los grandes datos conseguidos por Pasapalabra en Antena 3, desde La Fábrica de la Tele idearon el concurso ¡Quiero dinero!, en el que los colaboradores de Sálvame se enfrentaban a distintas pruebas y retos a cambio de dinero.

Esta criticada sección apenas aguantó en antena dos meses y se despidió de la audiencia a mediados de diciembre sin apenas ruido y por la puerta de atrás tras no haber conseguido plantar cara al concurso presentado por Roberto Leal.

Ahora, con la llegada de esta nueva versión del mítico concurso, que también se emite en el prime time del lunes, Telecinco tratará de robarle el liderazgo diario al Pasapalabra de Antena 3 o, al menos, contrarrestar sus desorbitados datos de audiencia.

Y es que el concurso de Roberto Leal supera con creces cada día la barrera de los 3 millones de espectadores y ha ayudado a la segunda edición de Antena 3 Noticias a elevar también sus registros, anotando sus mejores datos de audiencia en dos décadas.

Por su parte, El Precio Justo atraía este lunes a 1.873.000 espectadores y al 14,8% de la cuota de pantalla como media. El concurso bajaba así 250.000 espectadores y 2,4 puntos porcentuales respecto a su estreno.