Alicante

El Plan de Seguridad y Salud para para el "mantenimiento de aceras, plazas y espacios públicos" será aprobado la semana que viene por la Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Alicante. Las obras, que cuentan con un presupuesto de 4.163.049 euros, las llevará a cabo la Unión Temporal de Empresas Abala Infraestructuras S. L. y A.P.I. Movilidad S. A., y tendrán una duración de cuatro años. 

Noticias relacionadas

La concejalía de Infraestructuras y Mantenimiento, que dirige José Ramón González, impulsa y coordina este importante contrato para “mantener en buen estado nuestros espacios públicos, después del esfuerzo en su puesta al día realizado estos dos últimos años".

Este contrato se divide en cuatro anualidades, y con su adjudicación se planea arreglar y conservar las aceras deterioradas por el uso de los barrios y plazas, las roturas de pavimentos, bordillos, alcorques levantados, arquetas deterioradas, roturas de cerramientos y deficiencias en la accesibilidad urbana, "que requieren de una intervención inmediata detectadas en la ciudad", afirma el edil. 

José Ramón González se mostró muy satisfecho “logramos iniciar las obras y disponer del necesario contrato para garantizar un adecuado servicio fundamental para la ciudad de Alicante. Lo que permitirá mantener al día las infraestructuras básicas en el ámbito urbano, con el objetivo de que estén en las mejores condiciones”.

En el nuevo contrato se establecen a su vez dos mejoras valoradas en 200.959€ para la urbanización de espacios públicos y de un Laboratorio de Proyectos.

El edil de Infraestructuras a su vez destacó que “la reparación de aceras es una de las intervenciones más demandas por los vecinos en los cinco distritos de Alicante. Desde el Ayuntamiento se han realizado labores de mantenimiento, a través de la contratación por lotes de las obras para poder llevar a cabo las necesarias reparaciones este año”.

El Ayuntamiento de Alicante ha ejecutado este año por barrios las obras licitadas con varios lotes del plan integral de reparación y mantenimiento de aceras, bordillos, baldosas y pavimentos en cientos de calles, con el objetivo de arreglarlas para que estas infraestructuras estén en las mejores condiciones y poner a punto la ciudad.

Finalmente, el edil de mantenimiento indicó que el "ambicioso plan" garantizará el adecuado mantenimiento y reparación de las aceras y espacios públicos, así como "mayor seguridad de todos los alicantinos que a diario transitan por ellas".