El pasado 23 de octubre, Madrid honró de nuevo la memoria de las víctimas de la pandemia. En esta ocasión ha sido izando una enorme bandera de España, de 75 metros cuadrados, en un mástil de 25 metros de altura situado en Valdebebas. El homenaje ha sido organizado por la Junta de Compensación y la elección del símbolo nacional busca transmitir que "solo desde la unidad en lo fundamental se podrá salir adelante".

Noticias relacionadas

Al acto de izado han acudido representantes públicos como el alcalde madrileño, José Luis Martínez-Almeida, consejeros de la Comunidad como Eugenia Caballero o David Pérez, entre otros. El secretario general de Vox, Javier Ortega Smith, también ha acudido en calidad de concejal del Ayuntamiento de Madrid y se ha convertido en involuntario protagonista viral tras la pregunta de un reportero.

Isma Juárez, que elabora la sección Ciutat Juárez para el programa APM de TV3, se desplazó a la capital para realizar un reportaje en clave de humor y acabó en el acto celebrado a pocos metros de la ciudad deportiva del Real Madrid. Tras hacer las bromas pertinentes sobre la histórica rivalidad entre culés y merengues, y preguntar a varios viandantes, accedió a la zona donde se encontraban los políticos.

"Un estercolero multicultural"

Primeramente intentó vacilar a Almeida, pero no lo tuvo fácil. El alcalde regateó como pudo las pullas del reportero sobre la sanidad madrileña y salió airoso. Sin embargo, Ortega Smith no corrió la misma suerte y acabó quedando en ridículo. Juárez le preguntó si el Real Madrid "que también tiene tantos jugadores extranjeros, es un estercolero multicultural", haciendo alusión al calificativo empleado por la formación de ultraderecha para referirse a algunos barrios.

"No entiendo nada de fútbol", contesta Ortega Smith. "¿Pero la pregunta la ha entendido?", le replica el reportero: "No, tampoco la entendido". Es en este punto cuando el reportero de la televisión pública catalana aprovecha el hueco para meterle un gol por toda la escuadra:

El sonoro zasca suma miles de aplausos en Twitter, donde el vídeo sobrepasa las 100.000 reproducciones.