Jim Carrey fue el dueño de los 90 con sus muecas estrambóticas e imposibles. La máscara, Dos tontos muy tontos, y sobre todo las dos entregas de Ace Ventura: Detective de mascotas le llevaron a ser uno de los actores mejor pagados de Hollywood. También participó en ese colosal desastre que fue Batman & Robin. A finales de la década pasó a realizar papeles más serios como El show de Truman, Man on the Moon o la sensacional Olvídate de mí.

Noticias relacionadas

Y, entonces, prácticamente desapareció, hasta el punto que actualmente realiza muy pocos papeles. Carrey pasó por una época personal muy mala: en 2015 su exnovia Cathriona White se suicidó cuatro días después de la ruptura. Jim Carrey se refugió en la pintura, actividad a la que ahora dedica buena parte de su tiempo y que de vez en cuando comparte con el mundo a través de redes sociales.

Muchas de sus obras son críticas muy abiertas y poco sutiles hacia Donald Trump y la llamada 'alt right' americana. En este marco, publicó una pintura basada en la famosa foto de Benito Mussolini colgado de una viga en la milanesa plaza de Loreto tras ser ejecutado, junto a su amante Claretta Petacci. "Si te preguntas a dónde lleva el fascismo, solo le tienes que preguntar a Benito Mussolini y a su amante Claretta":

Una referencia a esta imagen:

Los cuerpos de Bombacci, Mussolini, Clara Petacci, Pavolini y Starace tras ser ejecutados el 28 de abril de 1945. Wikicommons

Algo que no gustó a la nieta del dictador italiano, la eurodiputada Alessandra Mussolini, que le contestó con un mensaje simple y directo:

El actor no respondió a la mención sobre el matrimonio de sus padres, pero la italiana dedicó buena parte de la tarde a recordar, ya sea con mensajes propios o retuits, episodios de la historia americana que Carrey no ha retratado:

Finalmente concluyó su ataque: "El presidente Donald Trump no tiene que preocuparse por los pobres ataques políticos de Jim Carrey, sus dibujos son solo papel sucio":

En agosto de 2017 el actor protagonizó el corto documental I Needed Color, en el que explica cómo dio el paso de actuar a pintar. "Miraba a mi alrededor, en un invierno gris en Nueva York y me deprimía. Creo que necesitaba color". "Dibujaba mucho, pero pocas veces pintaba. Hace seis años, en un momento en el que intentaba curar un corazón roto de golpe pensé: ¿y si pinto?", explica.

"Lo que haces en la vida te elige a ti. Puedes elegir no hacerlo, puedes elegir algo más seguro. Pero tu vocación te elige a ti", reflexiona el actor sobre su nueva faceta en el inicio del documental que puedes ver íntegramente aquí:

[Más información: Sexo en 'Harry Potter': J.K. Rowling enfada a sus fans al censurarlo en los libros]