El 2020 será un año vital para los coches eléctricos. El periodo de arranque ya ha terminado, y podemos esperar grandes cosas del mercado, incluyendo la llegada de los primeros modelos eléctricos de muchos fabricantes.

Noticias relacionadas

La decada que viene puede estar dominada por los coches eléctricos, aunque para que eso ocurra, aún tienen que cambiar algunas cosas. Es lo que ha demostrado la lista de coches más vendidos de diciembre en los Países Bajos.

El Benelux se ha convertido en el punto de entrada de los coches eléctricos en Europa, tanto en sentido literal como el figurado. Al fin y al cabo, los Tesla llegan en barco en un puerto belga, donde hay un centro de distribución que envía los coches a su destino en el continente.

Tesla domina los coches más vendidos en Países Bajos

La zona de Bélgica y los Países Bajos es la que mejor está recibiendo a los coches eléctricos, con ventas que rivalizan con las de los coches con motor de combustión más populares. Sólo Noruega está por delante en la adopción de coches eléctricos en Europa.

Estamos hablando de que modelos míticos que siempre han tenido su hueco en el mercado, como el Volkswagen Golf, están siendo superados por nuevos coches eléctricos. Esto se ha notado más en las ventas de diciembre, y por una buena razón: ha sido el último mes en el que el gobierno ha ofrecido incentivos para la compra de coches eléctricos, al menos por ahora.

Renault Zoe

El plan holandés implicó una rebaja importante en los impuestos, que se irá retirando de manera escalonada conforme los coches eléctricos entran en el mercado. En el pasado 2018, por ejemplo, la tasa era de apenas el 4%, por lo que la rebaja a la hora de comprar un modelo costoso como el Tesla Model S era importante.

El pasado 2019 fue el último año con el impuesto del 4%, pero sólo para modelos con un precio inferior a los 50.000 €; eso ha favorecido la venta de vehículos más pequeños y asequibles, como utilitarios. El Nissan Leaf y el Renault Zoe han sido los principales beneficiarios.

De cara al 2020, el impuesto a los coches eléctricos ha subido al 8% para coches que cuesten menos de 45.000 €, por lo que el incentivo de los fabricantes para ofrecer modelos más baratos será mayor; seguro que modelos como el Peugeot e-208 o el Opel Corsa-e tendrán mucho que decir este año.

La rebaja de impuestos que lo ha conseguido

Esta tendencia seguirá durante los próximos seis años; cada año, la rebaja a los impuestos caerá, así como el precio de los coches elegibles. Así, hasta que en el 2026 todos los coches tengan el mismo impuesto del 22%. Supuestamente, para entonces los eléctricos ya habrán alcanzado un nivel de ventas, y un precio, que compita directamente con los coches de combustión sin necesidad de ayuda.

Es un plan ambicioso, pero que ha demostrado ser necesario. Las ventas de diciembre del 2019 no mienten: Tesla rompió la barrera de las 10.000 unidades con su Model 3, convirtiéndose en el coche más vendido por mucha diferencia. De hecho, se vendieron más unidades del Model 3 que de todos los modelos del resto de la lista juntos.

En segunda posición, también un eléctrico, el Audi E-tron; otros modelos como el Leaf y el Zoe también están en las primeras posiciones. También hay modelos que cuentan con versión eléctrica, como el Hyundai Kona o el Kia Niro, pero no está claro si se incluyen en el cómputo.

El ejemplo de los Países Bajos debería servir para demostrar que en Europa hay demanda de coches eléctricos; sólo hace falta el incentivo adecuado para compensar el mayor precio que tienen. En países como España, las ventas del Model 3 ya se cuentan en los miles, pero aún lejos de las cifras holandesas. Es algo que tendrá que tener en cuenta el posible gobierno de PSOE y Podemos, que ha prometido ayudas al coche eléctrico.