Las restricciones por el impacto del coronavirus ha hecho que muchos planes cambien durante este puente de diciembre en España. Escapadas, viajes o visitas a los mercadillos navideños han quedado en un segundo plano debido a la recomendación de quedarse en casa.

Noticias relacionadas

Sin embargo, uno de los planes tradicionales que no han cambiado es el de aprovechar estos días libres para montar la decoración navideña en casa. El belén, el árbol o las luces. Sin embargo, este año los gamers están de enhorabuena porque podrán aprovechar las luces del abeto navideño para que no sólo iluminen las navidades, sino también podrán hacerlo con sus partidas. 

Razer anunció durante la pasada conferencia RazerCon celebrada en octubre que su popular sistema Razer Chroma iba un paso más allá y daba la bienvenida a las luces de navidad inteligentes Twinkly (desde 169,99€). De este modo, la iluminación de Navidad va un paso más allá y permite montarnos un setup gaming en cualquier lugar. Y en OMICRONO las hemos probado. 

Gaming, en cualquier parte

Aunque Razer Chroma es ideal para montar un rincón gamer en casa de forma fija y permanente, también abre la posibilidad a que podamos usar la iluminación que ya tenemos conectada en casa a este propósito. Las luces de Twinkly son la forma perfecta de que el lado gamer coexista la decoración de casa sin tener que dedicar una zona en exclusiva para jugar.

Bajo este pretexto y siendo consciente de que el teletrabajo ha convertido cualquier rincón del hogar en oficina hemos querido hacerlo. Por ello, hemos montado nuestro particular rincón gaming junto al arbol de navidad y la decoración de unas Nanoleaf, con periféricos Razer, así como el LG Utra 17, un portátil de altas capacidades que permite tener la oficina en cualquier esquina. 

Chema Flores Omicrono

Pese a que el LG Ultra 17 sea un portátil, nos sirve para sustituir al sobremesa. Su enorme pantalla de 17 pulgadas es ideal tanto para teletrabajar con comodidad como para montar un setup gaming improvisado. Ayudan su 16 GB de RAM, su Nvidia GeForce GTX 1650, el Intel Core i7 que monta así como su variedad de conexiones que permite que pongamos periféricos sin límite. Con él tendremos una experiencia que nos permite estar en el Excel por la mañana y en el Apex por la noche.

Él, además de correr los mejores videojuegos sirve como centro de conexión de todas las luces con las que queramos ir construyendo nuestro particular ambiente gaming casero. Lo haremos a través de Razer Synapse y Razer Chroma, el software de Razer que permite que todos los dispositivos y luces se entiendan con nuestros periféricos para que la iluminación funcione de forma coordinada. 

Chema Flores Omicrono

En este caso, para las pruebas de las luces de navidad conectadas de Twinkly hemos coordinado a través de la aplicación un panel Nanoleaf junto al ratón Viper, la alfombrilla Goliathus Chroma y el teclado mecánico Ornata V2 de Razer.

El proceso de emparejamiento es sencillo. Los periféricos de Razer se vinculan de forma automática y se entienden entre sí. Eso sí, para agregar el resto de luces y dispositivos que vienen a complementar la experiencia será necesario instalar un programa puente.

Chema Flores Omicrono

Twinkly, tu árbol inteligente

A este software de Razer le ha llegado el toque navideño este año al incorporar las luces inteligentes de Twinkly a su ecosistema. Esta particular cadena de luz LED viene a redifinir lo que entendemos por decoración navideña. No sólo porque sean bombillas LED brillantes, coloridas cuyo tono podremos cambiar en tiempo real, sino porque lleva la personalización al máximo, ideal para integrar en un entorno gamer.

Las luces de Twinkly permiten controlar hasta 400 LED RGB direccionables a través de la aplicación. Desde la app del móvil podremos elegir una serie de plantillas con decoraciones ya establecidas, descargar las de otros usuarios e incluso realizar un mapeado del árbol de navidad con la cámara de nuestro móvi. Desde esta opción podremos establecer tonos, ubicación, animaciones o tiempo de exposición.

Chema Flores Omicrono

Otro de los detalles de estas luces es propio de las decoraciones navideñas más extrenas: la coordinación con la música. Y es que no sólo podremos emparejar las luces con nuestro ordenador para que los LED reaccionen al ritmo de los videojuegos, sino que la red Twinkly cuenta un micrófono que hace reaccionar la iluminación al ritmo de la música que esté sonando. Asimismo, podremos controlarlas a través de Siri, el Asistente de Google o Alexa.

Eso sí, a nivel gaming tendremos más posibilidades que simplemente vincularlas y que se emparejen con nuestros periféricos. A través de Razer Chroma podremos establecer una serie de canales cromáticos. De esta manera podremos dividir la hilera de luces de tal forma que se pueden separar ambientes. Esto está pensado para, por ejemplo, si cubrimos una pared podremos 'jugar' con la configuración más allá del árbol.

¿Me las compro?

Las luces de Twinkly no son para todos, son casi una excentricidad, pero son ese tipo de dispositivo que una vez lo pruebas es complicado renunciar a él. No sólo porque cambia la forma de entender la decoración navideña permitiendo cambiar de ambientes y tonos año tras año, sino porque el juego de luces dura más allá que la época navideña. 

Chema Flores Omicrono

Aunque los 169,99 euros pueden parecer elevado, se pueden convertir tanto en el complemento perfecto para todos aquellos streamers que quieren llevar su configuración gamer a un nuevo nivel. Del mismo modo que las luces de Nanoleaf o Philips Hue ya lo vienen haciendo con Razer Chroma desde hace tiempo. 

También hay que tener en cuenta que las Twinkly no son sólo para decorar el árbol o el setup gaming, sino que se pueden usar en el exterior de casa, con lo que puede ser la opción perfecta para quien no desee pasar desapercibido en el vecindario durante estas navidades.