Noviembre será un mes muy importante para el futuro cercano de los videojuegos; es cuando serán lanzadas en España tanto la Playstation 5 (19 de noviembre) como la Xbox Series X (10 de noviembre).

Noticias relacionadas

Se espera un enfrentamiento legendario entre Sony y Microsoft por el control de la nueva generación de videojuegos. Ambas consolas tienen muchas cosas en común, como el uso de tecnología de AMD; pero también diferencias clave.

En el aspecto estético, por ejemplo, Playstation 5 usa un polémico diseño pero que puede ayudar a la refrigeración de los componentes; y la Xbox Series X está ganando ventaja en su plataforma propia común con Windows 10 y servicios como Xbox Game Pass.

Mando de la Playstation 5

Donde tal vez la consola de Sony tiene las de ganar es en un aspecto que es fácil pasar por alto: el mando de control. Aunque Microsoft ha implementado mejoras en el diseño y los botones, básicamente sigue siendo el mismo mando que la Xbox One; en cambio, Sony no solo ha cambiado el diseño sino también ha implementado nuevas tecnologías.

El mando de la Playstation 5 ya está en manos de algunos periodistas y youtubers, que han podido probarlo e incluso desmontarlo; así se han revelado algunos de los "ases en la manga" que tiene Sony.

b

Uno de ellos está en los gatillos adaptativos. Normalmente, los gatillos cumplen la función de gatillo en los juegos de disparos, o los pedales de acelerador y freno en los juegos de carreras. Sony ha aprovechado esto para incluir un pequeño motor que ofrece resistencia variable en los gatillos.

Sensación háptica

Cuando el motor no está activo, los gatillos funcionan como en Playstation 4; pero si el juego está adaptado a Playstation 5, pueden notarse más duros o más blandos dependiendo de la situación. Eso nos permite sentir en los dedos la tensión de una cuerda o el tipo de pista en el que estamos corriendo, por ejemplo.

Ya hay algunos juegos que aprovechan esta tecnología. Por ejemplo, Fortnite la usa para dar una sensación diferente con cada arma que podemos usar; sin necesidad de mirar la pantalla podemos notar que estamos usando una u otra.

Otro ejemplo curioso es el de NBA 2K21, en el que los gatillos serán más duros conforme el cansacio del jugador aumente, simulando la manera en la que es más difícil moverse conforme avanza el partido.

La desventaja de este sistema es que tiene que ser programado por los creadores del juego; por lo tanto, no todos los juegos lo usarán. Podemos esperar que los juegos exclusivos de Sony aprovechen mejor esta tecnología, pero su éxito dependerá de si los juegos de terceros también se adaptan.