Aunque la tecnología ya desempeñe multitud de tareas fundamentales en nuestras vidas, de vez en cuando salen a la luz dispositivos que resultan un tanto surrealistas. Mientras que algunos no terminan de tener un uso demasiado lógico, otros parecen sacados directamente de obras de ciencia ficción.

Noticias relacionadas

Hay muchos ejemplos de este tipo de tecnologías futuristas. Recientemente hemos visto el avance de un ojo biónico que permitiría a cualquier persona ver por la noche con total normalidad o de un perro robot que podría acompañarnos a pasear en un futuro cercano.

En este caso, venimos a hablaros de un dispositivo aún más raro, puesto que es capaz de emular cualquier sabor si lo lamemos. Un raro avance que podría aplicarse a desde aspectos saciantes hasta servir como carta de presentación para las plataformas de delivery.

Simulando todos los sabores

Homei Miyashita, investigador de la Universidad de Meiji (Japón), es quien está detrás de este peculiar invento. Miyashita y su equipo han decidido bautizarlo como "Sintetizador Norimaki".

Este dispositivo en forma de cilindro logra replicar el sabor de diferentes alimentos con solo chuparlo. Para ello, el Sintetizador Norimaki utiliza cinco geles hechos de electrolitos disueltos, cada uno de los cuales es capaz de recrear un tipo de sabor.

Geles del dispositivo para recrear los sabores. Laboratorio Miyashita en YouTube Omicrono

Para el gel del sabor dulce se ha empleado glicina, para el sabor salado cloruro de sodio, así como ácido cítrico para el sabor ácido, cloruro de magnesio para el sabor amargo y glutamato de sodio para el umami.

Si un usuario pasase la lengua por estos geles sentiría todos los sabores al mismo tiempo, lo que no tendría demasiado sentido. Sin embargo, Miyashita ha sacado a relucir su ingenio al usar una técnica, popularmente conocida como electroforesis iónica, capaz de regular la intensidad de cada sabor. De esta manera, es posible representar el sabor de tu plato preferido.

Adiós a los antojos

Miyashita explica que mediante su sistema ya ha conseguido emular sabores tan dispares en complejidad como los populares ositos de gominola o del sushi. Además, aunque el dispositivo parece bastante grande en las fotos, este investigador japonés asegura que podrán reducir su tamaño hasta las dimensiones de un vapeador normal y corriente.

Dispositivo para emular sabores. Laboratorio Miyashita (Universidad de Meiji) Omicrono

El equipo de Miyashita cree que su dispositivo abre todo un abanico de posibilidades para la interacción entre los humanos y los dispositivos. En este sentido, podría aplicarse para disfrutar de experiencias multimedia más inmersivas o incluso para tratar de calmar la ansiedad de las personas que estén haciendo una dieta. Eso sin olvidarnos de los típicos antojos que todos sufrimos de vez en cuando y con los que el Sintonizador Norimaki nos ayudaría sin tener que acudir a comida.

¿Acabaremos los seres humanos lamiendo un dispositivo electrónico como éste para calmar nuestras ansias? ¿Sabrán recrear el sabor de la paella, del gazpacho o del cocido madrileño? Tendremos que esperar para saber si este dispositivo se convierte en una realidad o queda como una simple anécdota futurista.