Los coches eléctricos son solo el principio. Si esta tecnología realmente quiere triunfar, necesita expandirse a otros tipos de vehículos; especialmente los comerciales o los usados para el trabajo. La próxima frontera parece estar en las camionetas “pick-up”, extremadamente populares en los EEUU y otros países, especialmente para trabajos de campo y construcción, o simplemente si quieres un vehículo extremadamente práctico.

Noticias relacionadas

La carrera por ver quién será el primero en llegar a este sector es emocionante. Por un lado está Rivian, una marca que está dando mucho que hablar con su R1T; pero no podemos olvidarnos de Tesla, cuya pick-up ya ha sido protagonista de muchos rumores. Pero antes que esas dos, ha llegado Nissan con su Dongfeng Rich 6.

Una camioneta eléctrica que se adelanta a las “estrellas”

Puede que la marca Dongfeng no te suene mucho, y con razón: se trata de un fabricante chino, que hasta ahora no ha intentado expandirse a otros mercados. La Rich 6 EV es fruto de la colaboración entre las marcas chinas y japonesas, y está basada en la plataforma y la tecnología de Nissan. Recordemos que Nissan es una de las marcas más avanzadas en la venta de coches eléctricos con su Leaf.

La Dongfeng Rich 6 EV nace por las últimas restricciones del gobierno chino a las emisiones, que están obligando a los fabricantes a empezar a ofrecer versiones eléctricas de sus vehículos; de hecho, como su nombre indica la Rich 6 EV está basada en una camioneta ya existente con motor de gasolina. Dentro del mercado de las camionetas, esta es una de las pequeñas, con “sólo” 5290 cm de longitud y una carga máxima de 490 kg; el espacio de carga es pequeño, pero a cambio la cabina puede alojar a cinco personas.

camioneta electrica dongfeng 1

Con el motor eléctrico de 160 caballos y las baterías de 68 kW, Dongfeng promete una autonomía de unos 403 kilómetros con sólo una carga en el ciclo NEDC; será interesante ver cómo se comporta en el ciclo WLTP, más parecido al uso real de un automóvil, teniendo en cuenta el escaso trabajo que se ha hecho para mejorar la aerodinámica. De hecho, vemos pocas diferencias respecto a la versión de gasolina, más allá de unos detalles en azul y unas llantas exclusivas.

Pero este es uno de esos vehículos que no requieren mucha filigrana porque será usado para el trabajo duro; sólo alcanza los 110 km/h pero realmente no debería necesitar mucho más. Además, será muy barato, costando 130.000 yuan (menos de 17.000 €) después de las ayudas del gobierno. Por el momento no hay noticias de su lanzamiento en Europa, pero puede ser una buena base para futuros modelos de Nissan.