El Departamento de Defensa de Estados Unidos ha reconocido este jueves que 18 integrantes de las Fuerzas Democráticas de Siria, un grupo rebelde aliado, han muerto por error en un bombardeo realizado sobre la localidad de Taqba el martes 11 de abril por la coalición liderada por el país norteamericano.

Noticias relacionadas

El ataque, según EEUU, fue solicitado por "fuerzas aliadas", que identificaron una posición supuestamente perteneciente al grupo terrorista Estado Islámico. "Sin embargo, ese objetivo era en realidad un puesto avanzado de combate de las FDS", según ha indicado el Pentágono.

El Pentágono ofreció sus "más profundas condolencias" a las familias de las víctimas del "incidente", que se da en plena ofensiva para arrebatar al EI Al Raqa.

Las FDS, que comprenden unidades árabes y kurdas, son uno de los principales aliados de la coalición sobre el terreno. El pasado el 6 de noviembre, por ejemplo, anunciaron el comienzo de las operaciones para la reconquista de Raqa, la autoproclamada capital de Estado Islámico en Siria.

Al Tabqa se encuentra en un punto estratégico de río Éufrates y da nombre a una de las presas más importantes en su curso, 'Furia de Éufrates', que cuenta con la participación de la coalición internacional, encargada de dar cobertura aérea a las FDS.

Estados Unidos aseguró que está evaluando la causa del accidente del 11 de abril y tomará las salvaguardas necesarias para evitar nuevos errores de "fuego amigo".