El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, ha hecho un llamamiento a la ciudadanía para ser prudentes y cumplir con las medidas de protección frente a la Covid-19, advirtiendo de que "quizá hay demasiado relajamiento", a tenor de los datos de incidencia acumulada por cada 100.000 habitantes en las dos últimas semanas, que se ha elevado.

Noticias relacionadas

"Hay quizá demasiado relajamiento, hemos pensado que ya está todo superado y los números demuestran que no está todo superado", ha enfatizado De la Torre, quien ha apuntado que si ese crecimiento que se está dando en la actualidad continúa de cara a diciembre y enero "nos va a complicar la vida a todos".

Por tanto, ha pedido a la ciudadanía ser "prudentes ahora, proactivos en la labor de evitar el crecimiento de contagios" de Covid-19. Al respecto, ha destacado que somos "muy socializadores" y pese a que es "magnífico ser abiertos, encantadores en la forma de convivir" ha reclamado "hacer compatible ese carácter acogedor, amable y divertido con los cuidados y medidas de protección de la salud".

Para ello, el alcalde de Málaga ha recordado que la tasa de incidencia acumulada por cada 100.000 habitantes este pasado viernes, último dato disponible, era de 60,0 en la capital, frente a los 44,1 del viernes 5 de noviembre, cuando era de 35,6.

"Se ha duplicado el crecimiento y la forma de crecer es más rápida", ha lamentado De la Torre, quien también ha hecho hincapié en que el número de nuevos hospitalizados también se ha incrementado: "Ese crecimiento nos hace pensar que es muy conveniente extremar el mensaje e insistir en la necesidad de estar vacunados para protegernos, para que haya menos crecimiento en personas que se hospitalizan".

También ha puesto como ejemplo en nivel de vacunación a España, con menor incidencia acumulada que en otros países. Así, ha dicho que Alemania, país que "ha llevado muy bien el Covid-19", tiene actualmente un grado de incidencia "muy superior y de los hospitalizados más del 70% son personas no vacunadas".

"Esa realidad estadística es el mensaje más claro de que vacunarse es bueno para todos, para los que se vacunan y para su entorno", ha enfatizado el alcalde de Málaga, quien ha pedido nuevamente a la población la necesidad de seguir usando mascarillas en espacios cerrados, en abiertos donde haya mucha gente, además de mantener la distancia social y la higiene de manos.