Málaga

La espera para conocer al detalle cómo será el tercer hospital de Málaga llega a su fin. El equipo técnico al que la Junta de Andalucía adjudicó a finales del pasado mes de marzo, encabezado por los estudios de arquitectura Lamela y Aidhos, con la colaboración de Sener y ARCS, entregará esta semana el anteproyecto del equipamiento sanitario. 

Noticias relacionadas

Un documento que fija las bases del diseño final de un complejo hospitalario largamente demandado por la sociedad civil malagueña. La ejecución de estas instalaciones, programadas en los terrenos ya cedidos por la Diputación provincial en el Civil, es uno de los principales compromisos asumidos por el Gobierno andaluz con la provincia de Málaga. 

La Junta de Andalucía contempla activar este mismo lunes el siguiente paso en el desarrollo de este equipamiento. En este sentido, se habla de impulsar el concurso para la redacción del proyecto y la obra de construcción.

Queda por perfilar el mecanismo de financiación a emplear, sin descartarse la posibilidad de que una parte del presupuesto sea costeado mediante la adjudicación de la explotación comercial a un privado del aparcamiento y de la cafetería.

Detalle del interior del tercer hospital de Málaga.

Y ello pese a la envergadura de la actuación. De acuerdo con el contenido de la memoria que sirvió de referencia para contratar el diseño del tercer hospital, su materialización podría requerir del orden de 221,5 millones de euros.

Una cifra vinculada, únicamente, a la obra de los edificios (173,4 millones); el aparcamiento proyectado (46,2 millones) y la urbanización de parte de los terrenos (1,4 millones). No obstante, son varias las ocasiones en las que desde el Gobierno regional se habla de unos 400 millones.

La Junta pretende activar este lunes el concurso para adjudicar la redacción del proyecto y la obra del complejo sanitario

Varias fuentes consultadas por EL ESPAÑOL de Málaga han confirmado que el avance de los trabajos va a permitir al equipo entregar los documentos en el plazo previsto. La previsión es que el edificio dé cabida a entre 800 y 900 camas.

Dada la proximidad del momento, cabe preguntar cómo será el nuevo hospital de Málaga. La información recogida por los urbanistas en cada una de las proposiciones que concurrieron al concurso público convocado por la Consejería de Salud para definir el anteproyecto, permite, al menos, hacerse una idea.

Vista del complejo hospitalario y del aparcamiento proyectado.

Una de las particularidades de la propuesta es que estará conformado por cuatro torres hospitalarias que se levantarán sobre un basamento de cinco alturas y que alcanzarán hasta la planta once. A éstas hay que sumar un quinto edificio destinado a aparcamiento, con 2.021 plazas. El mismo tendrá fachadas ajardinadas.

El equipo encargado de analizar las propuestas técnicas puso en valor del modelo seleccionado que en el área ambulatoria todas las consultas externas y salas de espera están dotadas de iluminación natural, al tiempo que las circulaciones "son claras y funcionales". 

"Las consultas externas se distribuyen entre la planta de acceso y la planta primera, lo que facilita la accesibilidad a los pacientes ambulatorios y reduce la dependencia de las circulaciones verticales", se precisaba.

Asimismo, el área de hospitalización estará dotada de doble circulación externa y de núcleos verticales. "La altura máxima que alcanzan sus torres es la planta décima, lo que reduce la dependencia de las circulaciones verticales en comparación con otras propuestas que alcanzan un número de plantas muy superior", se subraya. En el documento también se añade que estas torres estarán conectadas entre sí, "lo que facilita la circulación del personal sanitario y de servicios".