El gerente del Servicio Andaluz de Salud (SAS), Miguel Ángel Guzmán, ha firmado este viernes sendos protocolos generales de actuación con el alcalde de Rincón de la Victoria, Francisco Salado, y con el regidor de Nerja, José Alberto Armijo, para la construcción y puesta en funcionamiento de un centro de salud en cada uno de estos municipios malagueños.

Noticias relacionadas

En un acto celebrado en la Delegación del Gobierno en Málaga, Guzmán ha agradecido las cesiones de terreno por parte de estos ayuntamientos y ha reafirmado la apuesta de la Consejería de Salud y Familias "por la Atención Primaria, aumentando recursos e instalaciones para modernizar y extender el mapa de centros de salud".

Estos protocolos de actuación comprometen a los ayuntamientos firmantes a ceder la parcela para la construcción de los centros de salud, la regulación catastral y la contratación del proyecto de urbanización de dicha parcela, así como la contratación del Proyecto Básico y de Ejecución, que se llevará a cabo de acuerdo con el Programa Funcional redactado por el SAS y conforme a las normas de diseño de centros de Atención Primaria.

Por su parte, el SAS se compromete a supervisar el Proyecto Básico y de Ejecución y a llevar a cabo la licitación para la contratación de la ejecución de las obras y la dirección de las mismas, hasta la completa recepción del inmueble para terminar recepcionando el edificio cuando cumpla con todas las condiciones para su puesta en uso, y ocuparse del mantenimiento y conservación de éste desde dicho momento. Por último, el SAS dotará y equipará cada centro de salud para su puesta en funcionamiento.

Así, la Costa del Sol oriental verá reforzada su cobertura sanitaria en estas dos localidades. En este caso, Rincón de la Victoria tiene una población de más de 46.000 habitantes, habiéndose duplicado en los últimos 20 años. En el caso de Nerja, su población es de 21.000 habitantes, 5.000 más que hace dos décadas.