PharmaMar dispara su dividendo para este año después de haber registrado beneficios récord. La farmacéutica ha puesto sobre la mesa 0,6 euros brutos por cada una de sus acciones, lo que supone multiplicar por 15 el importe distribuido el año pasado, cuando se estrenó en esto de repartir beneficios entre sus accionistas.

Noticias relacionadas

La propuesta del consejo de administración se someterá a votación de la próxima junta de accionistas de la compañía, cuya celebración se ha anunciado este viernes para el próximo 15 de abril. Aunque no se ha señalado nada sobre la fecha de pago, todo indica que será en torno a las fechas elegidas el año pasado.

Entonces, el pasado 18 de junio de 2020, PharmaMar aprobó el pago del primer dividendo de su historia. Un premio al accionista que se quedó en 0,04 euros por acción y se hizo efectivo el 30 de junio. En ese momento, se achacó la decisión al éxito de su fármaco lurbinectedina en EEUU para el tratamiento de cáncer de pulmón.

La facturación se triplica

Esta vez, el drástico incremento va unido al beneficio más alto registrado en la historia del grupo: 137 millones de euros, según consta en el balance remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) este viernes. La compañía que preside José María Fernández-Sousa, ha registrado además ingresos por 270 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 215% frente al ejercicio pasado.

Con muchas expectativas en la posible contribución de su Aplidín a la lucha contra la Covid-19, lo que ya han refrendado varios profesionales de la medicina con declaraciones y publicaciones en revistas de primer nivel como Science. De momento, las ventas de su rama de oncología subieron un 38% mientras que este 2020 de la pandemia fue el primer ejercicio en el que se registraron ingresos por ventas del antitumoral lurbinectedina en uso compasivo en algunos países de Europa.

Desde la compañía cotizada, que en el último año se revaloriza un 146% en bolsa, se ha hecho mención de "las extraordinarias contribuciones de nuestros empleados, que han superado todas las expectativas durante el difícil año de la pandemia y han contribuido a producir estos beneficios históricos".

A razón de la distribución del actual accionariado de la farmacéutica, el dividendo propuesto supondrá un desembolso de 11,01 millones de euros. Esta cifra supone un 8% del beneficio registrado por la compañía.