José Manuel Del Puerto Laura Ojea

Acciona Energía avanza hacia el objetivo de debutar en bolsa. Después de los fiascos sufridos por algunas compañeras del sector en sus planes para cotizar, la compañía saca pecho y asegura que en solo un día ha conseguido "propuestas no vinculantes de compra de acciones" suficientes como para asegurar que se estrenará el próximo jueves 1 de julio.

Noticias relacionadas

En concreto, la filial de renovables del grupo español de infraestructuras ha conseguido indicaciones de compra por más del 15% de su capital, lo que representa el umbral mínimo fijado para su oferta pública de venta (OPV) previa a la admisión a cotización en bolsa. Desde fuentes del mercado se apunta que el porcentaje habría llegado ya incluso al 17,25% del capital social de empresa.

Además, a través de una información privilegiada, Acciona ha señalado que también se ha conseguido demanda por "más un 15% de dicho volumen inicial objeto de la opción de sobreadjudicación". El camino hacia el mayor estreno en la bolsa española desde el de Aena, en febrero de 2015, parece más despejado.

Desmarcarse del fiasco

Si bien no se trata de compromisos irrevocables de compra, Acciona da con estos datos ciertas garantías de que su plan sigue adelante. Un factor clave para generar confianza después de la retirada de PrimafrioOPDEnergy o Capital Energy con el que animar las presentaciones a inversores institucionales en las que ahora está volcada.

En este sentido, ya la semana pasada, Acciona señaló en una información privilegiada remitida al supervisor que aspira a colocar entre inversores cualificados entre un 15% y 25% de las acciones de su filial. Esto es entre 49,387 y 82,312 millones de títulos. Asimismo apuntó que la horquilla de precios de referencia para la operación se demarcaba entre un mínimo de 26,73 por acción y un máximo de 29,76 euros por título.

El volumen y el precio final dependerán en gran medida del apetito que finalmente consiga despertar entre los inversores institucionales a los que la colocación se dirige de forma exclusiva y a los que ya ha empezado a entrevistar. No obstante, el folleto señala que el 29 de junio la suerte estará echada, pues ese día acabará el periodo de prospección de demanda y quedará establecido tanto el volumen como el precio definitivo.

Si finalmente la compañía consuma su estreno como empresa independiente dentro del grupo al precio mínimo que baraja la matriz, su valoración de partida se quedaría en 8.800 millones de euros. Una cifra sensiblemente inferior a los 12.000 millones que, según fuentes del mercado, se habían establecido inicialmente como objetivo a conseguir en la operación, que se ha visto perjudicada por los miedos a una burbuja de valoraciones en el sector de las renovables.

Bancos colocadores

Para el éxito de la colocación, Acciona Energía ya había anunciado la contratación de los servicios de entidades financieras de primer nivel como Citigroup, JP Morgan, Goldman Sachs y Morgan Stanley. También se ha reservado un papel destacado para Bestinver, la gestora independiente propiedad del propio grupo Acciona. Además, STJ Advisors y AZ Capital han sido contratados como asesores independientes para garantizar el éxito de la operación.

Con respecto a estas entidades, la compañía también ha avanzado cuál sería el porcentaje de sobresuscripción que tendrían en función de la demanda registrada. Si el tamaño de la oferta es por el 15% de las acciones de la compañía, el greenshoe abarcaría hasta un 10% adicional. Si se consigue colocar un 25% del capital, habrá margen para que terceras partes se hagan con otro 15% más.

En cualquier caso, la compañía señaló la semana pasada que el rango de precios señalado es "indicativo y no vinculante", si bien subrayó que se ha establecido para dotar a la oferta de "flexibilidad" y, a la par, "atraer y seleccionar a aquellos inversores que compartan el plan de negocio a largo plazo y la visión ASG" de Acciona Energía.