Roblox, la plataforma online de juego y creación, ha registrado ante la Comisión del Mercado de Valores de EEUU (SEC) su solicitud para cotizar en la Bolsa de Nueva York bajo el símbolo 'RBLX'. En el folleto de la operación revela que en los nueve primeros meses de 2020 registró pérdidas de 203,2 millones de dólares, unos 171 millones de euros al cambio.

La compañía señala en la documentación que su salto a Wall Street se producirá "tan pronto como sea posible", aunque evita precisar por el momento la cantidad de acciones a la venta y el precio de colocación.

Sin embargo, por primera vez Roblox revela el estado de sus cuentas, que en los nueve primeros meses de 2020 arrojaron un resultado negativo de 203,2 millones de dólares, lo que supone un 338% más que las pérdidas de 46,3 millones de dólares contabilizadas en el mismo periodo de 2019.

Pérdidas acumuladas

No obstante, los ingresos de Roblox entre enero y septiembre aumentaron un 68% interanual, hasta 588,7 millones de dólares (496 millones de euros), mientras que las transacciones en el juego generaron 1.240,2 millones de dólares (1.045 millones de euros), un 171% más que un año antes.

En este sentido, la plataforma advierte a los inversores de que ha registrado pérdidas desde sus inicios y espera seguir perdiendo dinero en un futuro próximo, así como un aumento significativo de los gastos operativos y de los costes, lo que, en el caso de que no se registre un incremento sustancial de los usuarios diarios activos (DAU), tendrá un impacto adverso en las cuentas de la compañía.

"Si no logramos aumentar nuestros ingresos para compensar suficientemente los aumentos en nuestros gastos operativos, no podremos lograr o mantener la rentabilidad en el futuro", advierte la tecnológica.