Ferrovial está dando los pasos para acabar la venta de su división de Servicios. Fue a finales de 2018 cuando la compañía presidida por Rafael del Pino puso el cartel de ‘se vende’. Una venta que, en principio, iba a ser en bloque, y que acabó troceada. Según los cálculos de los analistas, la operación podría reportar a la compañía unos ingresos cercanos a los 3.000 millones de euros. Finalmente, será ligeramente por encima de los 2.000 millones.

Noticias relacionadas

El último movimiento ha sido la venta a Portobello de su área de conservación y mantenimiento de infraestructuras. La cifra será, aproximadamente, de unos 236 millones de euros. Con este paso, finaliza el proceso de venta de su negocio de Servicios en España.

Hay que recordar que Ferrovial ya se desprendió en verano de su negocio de Medioambiente en España y Portugal. Lo vendió a PreZero International (Grupo Schwarz). Le reportó unas plusvalías de 317 millones de euros.

Según ha comunicado Ferrovial, el valor de la empresa vendida asciende a 186 millones de euros aproximadamente, incluyendo capital y deuda. A dicho importe hay que sumar otros 50 millones de euros que la compañía recibirá por otros conceptos variables.

La suma de ambos conceptos asciende a 236 millones de euros. Se trata de una cifra estimada, sujeta todavía a precisión. Si se cumplen determinados requisitos tras el cierre de la transacción, el contrato prevé la entrega de estos 50 millones de euros.

Así, el precio final pagadero al cierre de la transacción se ajustará por referencia a la cifra de deuda neta y capital circulante que resulte de un balance preparado a diciembre de 2021. El precio estimado de las acciones en esa fecha es de aproximadamente 171 millones de euros.

Esta rama de negocio de Ferrovial ofrece servicios de mantenimiento y conservación de infraestructuras de transportes, atención de servicios sanitarios y sociales, 'facility management' y servicios industriales. La operación, además de España, incluye algunos contratos en Portugal.

Ferrovial sigue en el capital

El acuerdo prevé que Ferrovial adquiera el 24,99% del capital de la sociedad compradora por unos 20 millones de euros, cantidad variable que dependerá del precio que finalmente pague Portobello por hacerse con esta parte de su negocio de servicios.

Se espera que la transacción, excluyendo los 'earn-outs', no produzca un impacto relevante en las cuentas consolidadas de Ferrovial, ya que el valor en libros de este negocio es similar al valor estimado de las acciones a diciembre de 2021.

Portobello Capital defiende que esta compra tiene como objetivo consolidar la posición de Ferrovial Servicios en la prestación de 'facility management' y otros servicios de infraestructuras en España para apoyar a la compañía durante la siguiente fase de crecimiento.

"Estamos encantados de apoyar al negocio de Servicios de Infraestructuras en esta nueva etapa, donde vemos importantes oportunidades de crecimiento orgánico y potencial de consolidar un mercado fragmentado. Queremos apoyar este negocio para afianzar su posición de liderazgo y expandir su negocio a nuevos mercados", señala el socio fundador de Portobello Capital, Íñigo Sánchez-Asiaín.

Cambio de foco

El área de Infraestructuras de Ferrovial Servicios reportó en 2020 unas ventas anuales de 822 millones de euros, un resultado bruto de explotación de 29 millones de euros y su cartera alcanzó los 1.565 millones de euros a septiembre de 2021.

En esta misma dirección, la compañía adoptó el 'Plan Horizon 24', una estrategia para el periodo 2020-2024 que sitúa el foco prioritario de Ferrovial en la promoción, construcción y gestión de infraestructuras, junto a negocios en movilidad, agua y transición energética.

El plan persigue una rentabilidad basada en crecimientos anuales del 11% del resultado bruto de explotación (Ebitda) con un enfoque hacia la sostenibilidad, la innovación, la eficiencia y la selección de negocios y mercados.

La venta del negocio de Servicios de Infraestructuras en España representa un nuevo avance en el proceso de desinversión de Ferrovial Servicios, tras la venta del negocio de Medio Ambiente de España y Portugal y Broadspectrum, con operaciones en Australia y Nueva Zelanda, y los contratos de limpieza urbana del Reino Unido.

La desinversión en el resto de los negocios de Ferrovial Servicios continúa su curso en Reino Unido (Amey), Chile y Estados Unidos, principales mercados donde la compañía todavía cuenta con actividades en este negocio.

"Esta operación supone un nuevo paso adelante en nuestro plan estratégico Horizon 24, centrado en el desarrollo de infraestructuras sostenibles para seguir creando valor para nuestros accionistas, los grupos de interés de la compañía y las comunidades en las que operamos", señala el consejero delegado de Ferrovial, Ignacio Madridejos.