Los trabajadores de CaixaBank empiezan a movilizarse en protesta contra el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que la entidad pondrá en marcha en los próximos meses y ya han programado concentraciones para el próximo 20 de mayo.

Noticias relacionadas

Los sindicatos están convocando ya a los empleados de la entidad para que se concentren en distintas ciudades como protesta por el ajuste de empleo del banco, que implicará la salida de 7.791 trabajadores de CaixaBank tras la integración de Bankia.

Unas acciones que se desarrollan de forma paralela a las que están realizando los trabajadores de BBVA por el ERE que sufrirá su plantilla, que se verá recortada en 3.448 puestos.

Este lunes, como informó Invertia, empiezan a movilizarse con concentraciones frente a las sedes que el banco tiene en Madrid, Las Palmas de Gran Canaria, Barcelona, Lleida, Girona, Tarragona, Valencia, Palma de Mallorca, Bilbao, Oviedo, La Coruña, Lugo, Ourense, Vigo y Sevilla.

Según estimaciones de los sindicatos, unas 6.000 personas han secundado estas concentraciones en las sedes de BBVA, la mayoría en Barcelona (1.700 asistentes) y en Madrid (900).

Los trabajadores de BBVA se concentran contra el ERE.

En ambos casos, dirección y sindicatos se encuentran aún muy alejados de poder firmar los respectivos acuerdos, pues los representantes de los trabajadores están en desacuerdo con las condiciones ofrecidas y el número de empleados afectados y ven pocas cesiones por parte de las entidades.

Justifican los ERE

Los bancos, por su parte, han reiterado su intención de llegar a los mejores acuerdos posibles para todos, pero también han justificado la puesta en marcha de ambos ERE para mantener la viabilidad del banco a largo plazo.

Gonzalo Gortázar, consejero delegado de CaixaBank, explicó que, si no se acometiera este ajuste, "estarían en riesgo no 8.000 empleos, sino los 43.000 restantes de la entidad". "No hay más remedio", apuntó, por su parte, su homólogo en BBVA, Onur Genç.