El presidente de Cepyme, Gerardo Cuerva; el líder de UGT, Pepe Álvarez; la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz; el presidente de CEOE, Antonio Garamendi; y el líder de CCOO, Unai Sordo.

El presidente de Cepyme, Gerardo Cuerva; el líder de UGT, Pepe Álvarez; la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz; el presidente de CEOE, Antonio Garamendi; y el líder de CCOO, Unai Sordo.

Empleo

Guerra abierta entre la CEOE y los sindicatos por los planes de igualdad del Gobierno

La patronal recurre en el Supremo el registro salarial por la imposición, como parte negociadora, de las organizaciones de trabajadores mayoritarias. 

19 febrero, 2021 01:38

Noticias relacionadas

La paz social se ha roto. O, al menos, eso parece en el campo de las políticas de igualdad que tienen que aplicar las empresas. La guerra se ha desatado entre la CEOE y los sindicatos después de que la patronal haya interpuesto un recurso en el Tribunal Supremo contra el real decreto-ley de los planes de igualdad retributiva y el registro salarial por la imposición, como parte negociadora, de los sindicatos mayoritarios. Una iniciativa que ha molestado, y mucho, en las organizaciones de trabajadores.

Las bases de este enfrentamiento provienen de julio, según ha podido saber Invertia. Por entonces, los ministerios de Trabajo e Igualdad pactaron con los sindicatos las susodichas políticas de igualdad, que posteriormente se acabarían plasmando el correspondiente real decreto-ley.

¿Por qué la CEOE no participó en este acuerdo? Lo cierto es que la patronal estaba, y está, de acuerdo con el grueso de las políticas de igualdad laboral planteadas. En cambio, no lo está con el papel que se da a los sindicatos mayoritarios.

Motivo

Esta es la causa que ha motivado el recurso. A día de hoy, la legislación dicta que cuando no exista representación legal en la empresa se creará una comisión negociadora constituida, por un lado, por la representación de la empresa y, por otro, por una representación de los trabajadores integrada por los sindicatos más representativos y por los sindicatos representativos del sector al que pertenezca la empresa.

Los empresarios consideran que este aspecto cercena la capacidad y libertad de elección de las plantillas para seleccionar a sus propios representantes. De hecho insisten en que, en su momento y más allá de esto, aceptaban el resto de las políticas que se habían acordado.

Con todo, precisamente en julio, la CEOE fue muy crítica con el acuerdo entre Gobierno y sindicatos. Concretamente, acusó a Trabajo de pretender “una reforma laboral encubierta, a través de un reglamento”.

Además, lo consideró "un subterfugio que vulnera una vez más la lealtad que debe imperar en el Diálogo Social, más aún en cuestiones de una importancia tan crucial como la de la igualdad".

Respuesta

La respuesta sindical al recurso no se ha hecho esperar. Unai Sordo, secretario general de CCOO, cargó las tintas este jueves. "Yo no sé si CEOE se ha apuntado al 15M y a aquello del que 'no, que nos representan', pero los sindicatos no son un cuerpo al margen de los intereses de los trabajadores. Somos sus legítimos representantes en los convenios colectivos, en el Diálogo Social, en los planes de igualdad, o así debiera ser", indicó en un acto de su organización.

"Lo que viene a negar [la CEOE] es la capacidad de las organizaciones representativas de los trabajadores para ser los actores de negociación de esos planes de igualdad", denunció Sordo.

En su opinión, resulta "verdaderamente llamativo" que una organización empresarial que "todos los días hace gala de la importancia del Diálogo Social y de la negociación colectiva se permita decir que la democracia en las empresas pasa por permitir que los trabajadores negocien y decidan libremente lo que les afecta sin tutelajes. O que el decreto que regula los planes de igualdad cercena la capacidad de la negociación de los trabajadores en beneficio exclusivamente sindical".

"Yo pensé que esto de la Constitución Española nos lo creíamos todos", continuó. "Y que el artículo 7 del título preliminar cuando dice que las organizaciones representativas de los trabajadores son los sindicatos nos los creíamos todos".

Unai Sordo, secretario general de CCOO.

Unai Sordo, secretario general de CCOO.

A, el Diálogo Social se ‘calienta’ de cara a los próximos meses, en los que se van a tocar materias muy peliagudas y en las que el acercamiento entre empresarios y trabajadores es muy complejo.

Una vez se cierre la ‘Ley Rider’, el Ejecutivo tiene la intención de comenzar a abordar este 2021 la derogación de la reforma laboral de 2012, así como retomar gran parte de su programa de Gobierno, en pausa por la crisis de la Covid.

Cabe recordar que, dentro de estos planes, se incluye también la reforma de la subcontratación y la externalización, con el fin de limitar su uso por parte de las empresas españolas.