El presidente de la Reserva Federal (Fed), Jerome Powell, ha aprovechado su comparecencia de este martes ante el Comisté de Asuntos Financieros de la Cámara de Representantes para enviar un claro recado al presidente de EEUU, Donald Trump. Si el republicano lleva meses presionando a la máximo mandatario del banco central norteamericano para que baje más y más rápido los tipos de interés, Powell le ha replicado a su vez con la demanda de una política fiscal más sólida que la que la Casa Blanca está llevando a cabo. 

Noticias relacionadas

Partiendo del bajo nivel en el que se encuentran ahora los tipos, en el 1,50-1,75% en la mayor economía del mundo, Powell ha admitido que en el futuro no se podrá contar tanto con esta palanca como en el pasado a la hora de estimular la economía. Y ha sido entonces cuando ha enviado su mensaje a Trump.

"El actual entorno actual de bajos tipos de interés también significa que sería importante para la política fiscal ayudar a la economía si se debilita", ha expuesto. Y ha añadido: "Situar el presupuesto federal en un camino sostenible cuando la economía está fuerte ayudaría a garantizar que los responsables políticos cuenten con espacio para utilizar la política fiscal para ayudar a estabilizar la economía durante una recesión". "Un presupuesto federal más sostenible también podría apoyar el crecimiento de la economía a largo plazo", ha rematado.

Powell hace este llamamiento horas después de que Trump presentara su presupuesto para el año fiscal 2021, que arrancará en octubre y que volverá a saldarse con un alto déficit. Lo previsto es que el desajuste de las cuentas públicas supere de nuevo el 5% del Producto Interior Bruto (PIB) de EEUU. 

PENDIENTES DEL CORONAVIRUS

Con respecto a la situación económica, Powell ha insistido en el ritmo "moderado" al que sigue transitando la locomotora norteamericana, inmersa aún en el ciclo expansivo más largo de su historia, iniciado a mediados de 2009. El presidente de la Fed, con todo, ha preferido ser cauto y se ha referido a la presencia de "riesgos" sobre el horizonte económico. En especial, ha mencionado uno: el coronavirus

"En particular, estamos monitorizando muy de cerca la aparición del coronavirus, que podría provocar interrupciones en China que se extenderán al resto de la economía global", ha expuesto Powell. 

PARA MEDIADOS DE 2020

Powell también ha anticipado que la Fed está terminando la revisión de su estrategia monetaria, que también estará condicionada por la situación actual de bajos tipos de interés y el descenso en el último cuarto de siglo del nivel de intereses consistente con la estabilidad de precios y el cremiento económico en todo su potencial.

Según el presidente del banco central estadounidense, la entidad podrá anunciar sus conclusiones "a mediados de 2020". Acabará así una puesta a punto que la entidad puso en marcha a finales de 2018.