Miami (EEUU)

“Me emociona anunciar que en el tercer trimestre pasaré a ser presidente Ejecutivo del Consejo de Amazon y que Andy Jassy pasará a ser CEO”, así arranca la carta de Jeff Bezos, hasta ahora fundador y CEO de Amazon para anunciar que da un paso a un lado y cede el testigo a un veterano que comenzó casi a la vez. Un movimiento, en este sentido, parecido al de Bill Gates cuando dio el poder a Steve Ballmer.

Noticias relacionadas

Bezos comenzó hace 27 años su sueño. En principio, enviando libros. Parecía que solo quería empezar una librería online, hasta que empezó a sumar y sumar verticales. Después llegó una sorpresa, ¡la nube! Amazon Web Services, o AWS, nació como un servicio de consumo propio cuyo excedente decidieron comercializar, por aquello de aprovechar los recursos. Hoy es el servicio líder de almacenamiento remoto a nivel mundial.

Esto refleja la visión a largo plazo de Bezos que él mismo resume en cuatro puntos y bajo un mismo lema: “Still Day One”, literalmente sería “todavía es el primer día”, o “esto no ha hecho más que empezar”. Bajo esta premisa se exige mantener la obsesión por el cliente, centrarse en los resultados por encima de los procesos, tomar decisiones de alta calidad rápido, y adoptar las tendencias del exterior con celeridad.

¿Qué pasa el Day Two? Según Bezos es el comienzo del declive, la caída en la irrelevancia, segundo por la muerte. La innovación constante es la clave del éxito de Amazon.

2020, año clave

El año de la pandemia ha sido también el del gran crecimiento de Amazon. Con la acción por los cielos y una fuerza laboral activa. Se han convertido en motor logístico y comercial. No solo de Estados Unidos, sino también de muchos de los países en los que opera. Superaron confinamientos y consiguieron convertir sus entregas en algo esencial. Este hecho no ha estado exento de polémica por los riesgos que ha tenido que asumir el eslabón más débil de la cadena, los empleados. Suman ya 1,3 millones de trabajadores para dar servicio a más de 700 millones de empresas y consumidores.

En su despedida, Bezos destaca dos logros, debatibles. La subida del salario mínimo de sus empleados a 15 dólares la hora y su Climate Pledge, un compromiso para frenar el cambio climático. En el caso de los empleados, los de reparto siguen lejos de tener una vida de clase media. Y en el del medio ambiente, basta con pensar en la cantidad de envíos que ejecutan y el incentivo al consumo, en muchas ocasiones, innecesario.

¿Quién es Andy Jassy?

Se queda a los mandos Andy Jassy, que se sumó hace 24 años cuando solo vendían libros. 15 años después, fue el encargado de lanzar AWS, la nube. Jassy se pone al frente de una de las compañías más grandes del mundo. Jassy es autodidacta en lo referente a tecnología.

Graduado en Harvard y con MBA en su escuela de negocios ha sido más un generalista con capacidad para aprender rápido que un técnico convertido en ejecutivo. Llegado a la empresa en 1997, en 2003 ascendió a Chief of Staff, mano derecha de facto.

La guerra de la nube

Tras aprender la cultura de Bezos, su primer gran proyecto fue AWS, casi 20 años después se puede hablar de éxito absoluto, con nuevos modelos de negocios nacidos bajo su paraguas, como los miles de apps que se hospedan ahí.

Si Amazon es la “tienda para todo” (Everything Store) física, AWS es la “tienda para todo” de los CIO, los responsables técnicos de las empresas. Entre los méritos de Jassy está haber conseguido la confianza de los más reticentes para demostrar que son servicios no los dejarán colgados.

Miami, hogar de su adolescencia

En Miami el vínculo con Jeff Bezos es notable. Del lado afectivo y del lado del deseo. Bezos creció en Palmetto, un barrio al sur de la ciudad, donde hizo la secundaria. Cuando Amazon buscaba su HQ2, la segunda sede, en el sur de Florida se ilusionaron pensando en que “volvería a casa”, en que volvería para impactar cargado de empleos de gran impacto. No fue así: la geografía y el clima, con su temporada de huracanes, no son muy amigos de empresas de logística con patrones reiterativos.

En parte, el amor de Bezos por el espacio exterior, no solo se nutre por su natural curiosidad, sino también por algo muy propio de Florida, la NASA. Cabo Cañaveral ha sido históricamente el lugar desde el que salieron las misiones Apollo y está muy presente en el día a día de la zona.

El pujante sector de Miami Tech sueña con que vuelva, aunque sea de vez en cuando, a la ciudad de su adolescencia, donde su padre adoptivo, de ahí el apellido Bezos, llegó como exiliado cubano de origen español. Fue el primero en darle su apoyo, no solo moral, sino también con ahorros.

Still Day One, sí, pero a partir de septiembre, será Day One después de la era Bezos. Hay un antes y un después en el gigante que ha marcado las bases del comercio electrónico.