La sentencia unánime de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Supremo lo dejaba claro pero, aun así, los nietos de Franco han presentado un escrito de aclaración para que el alto tribunal precise si es necesaria una autorización expresa del prior de la basílica del Valle de los Caídos para que los funcionarios del Gobierno puedan entrar en el recinto para llevar a cabo la exhumación de los restos de quien fuera jefe del Estado.

Noticias relacionadas

La negativa del prior de la Abadía benedictina que gestiona la basílica -un inmueble que no pertenece a la Iglesia, sino al patrimonio del Estado- "debe decaer" tras la decisión de la Sala, estableció de forma nítida el Tribunal Supremo en la resolución conocida el pasado lunes.

La Sala recordaba la literalidad de la respuesta que el prior dio al Gobierno cuando éste pidió permiso para acceder a la basílica el pasado febrero: "Como no podía ser de otra manera, esta comunidad está sujeta a lo que decidan en su día las autoridades competentes que, dado el carácter conflictivo de la cuestión, no pueden ser otras que las judiciales", escribió el religioso.

El alto tribunal dejó claro que "en la medida en que la respuesta [del prior] ampara su negativa en la oposición de los familiares, una vez establecido que estos ni tienen capacidad de disposición absoluta o ilimitada sobre un bien de titularidad pública, ni sus derechos a la intimidad personal y familiar y a la libertad religiosa les confieren la facultad de impedir la exhumación legalmente acordada, debe entenderse que decae tras esta sentencia".

La virtualidad de la petición de aclaración es que retrasa la firmeza del fallo notificado el pasado lunes y, por tanto, la ejecución de la sentencia, que avala la exhumación de Franco en los términos establecidos por el Gobierno.

Fuentes del alto tribunal han restado trascendencia al nuevo escrito de la familia Franco a la vista de la "claridad de la sentencia" y explicaron que, de forma habitual, las peticiones de aclaración se suelen resolver en la siguiente reunión de la Sala.

En este caso, la Sección Cuarta está convocada para el próximo martes, por lo que la petición de aclaración tendrá, previsiblemente, corta vida.