"La palabra más repetida en la conferencia ha sido 'esperanza', para mitigar la emergencia sanitaria y para sentar las bases de la España del futuro". La ministra Carolina Darias ha comparecido en rueda de prensa tras la XXIII Conferencia de Presidentes, en la que participaban por primera vez la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, y el de la Federación de Municipios y Provincias, Abel Caballero.

Noticias relacionadas

La cita fue telemática tras la imposición del estado de alarma, este domingo tras un Consejo de Ministros Extraordinario. Y Darias rechazó la exigencia de Pablo Casado de que el estado de alarma sólo se prorrogue por un total de ocho semanas. "Voy a ser clara, el plazo de seis meses es el que dicta la ciencia y este Gobierno hace caso a los expertos", dijo. Eso sí, añadió que "no durará ni un día más de lo que sea necesario".

Según las palabras de la ministra, no parece que el Gobierno tenga ganas de negociar: "El PP debe abandonar sus condiciones, y sustituirlas por las recomendaciones de los expetos: la duración será de seis meses". Según el Gobierno, se pretende simplemente "dar un horizonte, como están haciendo otros países europeos".

Para Darias, algo enfadada ante las múltiples preguntas en el mismo tono, "éste es el plazo que entiende el Gobierno que es absolutamente necesario en los términos de la evolución de la pandemia". Es más, para Darias, "las condiciones del PP son palos en las ruedas" y los de Casado deben ser conscientes, y deben apoyar incondicionalmente a las CCAA que gobiernan el país, algunas de ellas bajo su partido".

La otra gran exigencia del PP es abordar la reforma de la ley general de Sanidad de 1986. Tampoco en este punto el Ejecutivo parece dispuesto a atenderla. "Partimos de la absoluta convicción desde el punto de vista técnico y jurídico de que para restringir derechos sólo se puede usar el estado de alarma".

A pesar de que tanto el presidente como la vicepresidenta primera se comprometieron a estas reformas en mayo, en sede parlamentaria, ahora el Gobierno se niega. "La alarma fue una herramienta ejemplar en la primera ola y nuevamente hacemos llamamiento a la unidad, que salva vidas, porque la división es una gran baza para que el virus siga cabalgando".

Plan de control

El Gobierno insiste en que el plan aprobado el pasado jueves en el seno del Consejo Interterritorial de Salud para controlar la pandemia: ocho indicadores comunes y cuatro niveles de alerta compartidos, pero todos de cumplimiento voluntario.

"Mire, son recomendaciones que han salido de las propias CCAA, no hay duda de que son asumidas por ellas". Según Darias, "en las reuniones del Interterritorial, se mostraron muy preocupadas por la evolución y por eso hasta 10 de ellas han pedido el estado de alarma, algo que quiero subrayar". 

Y otra explicación que no quiso dar la ministra fue por qué insiste en que los seis meses de alarma se basan en el entorno europeo y, sin embargo, no se sigue la misma pauta para controlar los fondos europeos. Francia, Grecia e Italia han creado oficinas independientes, y en España será la misma Moncloa la que gestionará los primeros 72.000 millones hasta el fin de la legislatura.

"Seguimos lo que hacen os países de nuestro entorno. Y hago una llamada al consenso, la confianza y el entendimiento", apuntó como única contestación. "El incio a este plan de país no puede ser la desconfianza, porque nosotros reconocemos el trabajo de las autonomías. Pero esto debe ser mutuo: las autonomías, y los partidos que las sustentan, deben confiar en el Gobierno".

La Conferencia

La cita, celebrada en el Senado, duró alrededor de tres horas y en ella el presidente, Pedro Sánchez, presentó el plan de reformas España Puede, que coincide con el eslogan elegido por Moncloa para animar a la ciudadanía en los peores momentos de la pandemia. Darias ha explicado el "singular adelanto" de los primeros 27.000 millones de euros del fondo de recuperación europeo. Y ha confirmado que el Ejecutivo prevé gastarse el grueso de las ayudas a fondo perdido en esta legislatura: hasta 59.000 millones.

"Ésta ha sido una Conferencia tremendamente singular", ha explicado Darias. "Queríamos que fuera presencial, pero las circunstancias epidemiológicas lo han impedido, pero debemos destacar que en esta ocasión ha participado la presidenta de la comisión, y eso demuestra la singularidad e importancia de la reunión. Lo mismo que la presencia del presidente de la FEMP".

Darias ha anunciado que las Comunidades Autónomas gestionarán "más del 50%" de estos fondos europeos. En realidad, el concepto es que los gobiernos regionales podrán proponer ideas y reformas, que deberán acordarse con los Ministerios afectados y la ofician especial que va a crear Moncloa para controlar el uso del plan Next Generation EU. Y esto será así, en el fondo, porque los sectores que ha elegido el Gobierno para invertir estos fondos son competencia autonómica.