El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha afirmado este sábado en un acto de campaña en Estella (Navarra) que las dos cámaras españolas, en referencia al Congreso de los Diputados y el Senado, han quedado en manos del nacionalismo.

Meritxell Batet será la presidenta del Congreso y el catedrático de Filosofía barcelonés, Manuel Cruz, del Senado, según se conoció este viernes después de que los grupos independentistas bloquearan el nombramiento de Miquel Iceta para presidir la cámara territorial. 

Para Rivera, la entrada de dos miembros del PSC en los dos órganos de representación del pueblo español es, directamente, supone la entrada del nacionalismo: "El PSC es nacionalista, eso son Iceta y Batet. El acuerdo o la antesala del 28-A era dar entrada a los nacionalistas y cuando permites entrar en el gobierno a los nacionalistas, eres nacionalista", ha afirmado Rivera.

En este sentido, el político catalán se ha reivindicado como el líder de la "oposición firme contra Pedro Sánchez y Pablo Iglesias y las exigencias que les harán los nacionalistas". 

Rivera ha afirmado que "desde el Parlamento también se pueden hacer muchas cosas" y ha reivindicado una "oposición limpia, sin corrupción, que crezca, que no se derrumbe", como mensaje velado también contra el Partido Popular. "Si se piensan Iglesias y Sánchez que van a gobernar tranquilos, les ha salido un hueso. Vamos a ser su lupa", ha dicho.

Proposiciones de ley

El líder de Cs adelanta que su partido hará la oposición con la presentación de proposiciones de ley como la de ayuda y protección a las familias y de alivio fiscal para éstas. También ha adelantado que propondrán reformar la ley de víctimas del terrorismo para impedir los homenajes a etarras en todo el territorio nacional.