Málaga

Cuevas del Becerro, una localidad malagueña de casi 1.600 habitantes, se ha visto de un día para otro asolada por la Covid. Hasta el viernes pasado, la situación era complicada porque el número de casos había ido aumentando y se registraba una incidencia de más de 3.000 casos por cada 100.000 habitantes.

Noticias relacionadas

Precisamente, ese viernes la Junta de Andalucía realizaba un primer cribado de la población. Fueron citadas casi trescientas personas, de las que acudieron 182 hacerse el test de antígenos: 130 de ellas dieron positivo, un 71,4% del total. Estos datos, inesperados, llegaron el sábado por la mañana a las oficinas de la alcaldesa, Ana García Picón, de Izquierda Unida. La Consejería de Salud anunció que hará pruebas a toda la población entre el lunes y el martes de esta semana.

En conversación con EL ESPAÑOL, la alcaldesa ha confirmado que los datos del primer cribado cayeron como un jarro de agua fría: "Teníamos la experiencia de otros pueblos cercanos en los que sólo había salido un positivo", no se lo podían creer. Sin embargo, García Picón ha lanzado un mensaje de ánimo: "Dentro de 15 días los resultados van a ser muy diferentes y volveremos seguramente a la normalidad que teníamos hace un mes". 

De los cinco concejales del equipo de gobierno dos están aislados. Una de ellas, la alcaldesa, puesto que su pareja fue una de las personas que dio positivo a pesar de no tener síntomas: "Él ya no irá a trabajar hasta dentro de diez días y también está aislado". Como él, el resto de habitantes de Cuevas del Becerro que fueron diagnosticados de Covid, como por ejemplo el único policía municipal.

Las pruebas, que se realizarán este lunes a partir de las 9 de la mañana y durarán hasta el martes, se dividirán en dos lugares: al centro de salud tendrán que acudir los menores de 11 años y los mayores de 75, mientras que el resto de la población recibirá un mensaje de texto para acudir en un horario determinado a la unidad móvil de respuesta Covid que la Junta de Andalucía ha trasladado a la localidad.

La unidad móvil en la plaza del 1 de Mayo de Cuevas del Becerro

La unidad móvil se encuentra desde este fin de semana en la plaza del 1 de Mayo de Cuevas del Becerro. En su página de Facebook y por distintos canales de comunicación, el Ayuntamiento ha pedido a los vecinos que despejen de coches la plaza para evitar aglomeraciones y despejar al máximo la zona.

Los primeros casos comenzaron a aparecer en el pueblo en torno al 19 de octubre. La alcaldesa ha relatado que: "Los primeros positivos salpicaron a dos o tres familias, algo normal teniendo en cuenta la situación a nivel mundial". Tras ese primer brote "más o menos controlado" se fueron conociendo nuevos positivos hasta que "comenzó a ser preocupante" y desde el Ayuntamiento se solicitó a la Junta un cribado.

García Picón insiste en hacer una segunda lectura con una parte positiva: "este cribado trataba de buscar a los positivos asintomáticos. Las 130 personas infectadas sin síntomas que estaban haciendo vida normal ya están aisladas en sus casas", así se cortaría la transmisión tan alta que se estaba dando en este pueblo.

Navidad en suspenso

El Ayuntamiento de Cuevas del Becerro es especialmente activo en el área de Cultura. Aunque desde el mes de marzo han visto recortadas sus actividades, aprovecharon el verano y el buen tiempo para realizar algunos eventos para mantener activa a su población.

En ese sentido, según la alcaldesa: "Tenemos muchas actividades organizadas, como la campaña de consumo en el comercio local o de decoración de fachadas, pero ahora se encuentran en suspenso". El principal motivo es que la mitad de la plantilla local se encuentra de baja por ser positivos en Covid.

Unidad móvil de Respuesta Covid de la Junta en Cuevas del Becerro.

En cualquier caso, García Picón ha avanzado que la celebración de las distintas actividades depende de cómo se desarrollen los próximos días. "Este pueblo se ha encontrado en peores circunstancias y siempre ha salido adelante. La vida tiene que continuar", ha añadido la alcaldesa que cree que las actividades podrían ser útiles para "evitar la tristeza" que puede inundar a la localidad.

Por otra parte, la delegada del Gobierno de la Junta en Málaga, Patricia Navarro, ha declarado que: "Es fundamental que los vecinos eviten cualquier desplazamiento, si salen de sus casas que sea para lo imprescindible". Navarro también ha insistido en que "los que ya saben que son positivos deben seguir aislados el tiempo pertinente para evitar nuevos contagios", y ha apelado a la responsabilidad de todos, "porque es la única forma de frenar al virus".

700 pruebas/día

Las ocho unidades móviles que estarán repartidas por las provincias andaluzas fueron presentadas el viernes por el presidente, Juanma Moreno, en Málaga. Cada uno de estos camiones tendrá un equipo de siete personas que podrá realizar un máximo de 700 tests de antígenos al día con una fiabilidad del 95%. 

De este modo, y como se comprueba en Cuevas del Becerro, estas unidades se suman a la capacidad de los centros de salud del SAS. Los camiones soportarán un peso importante tanto en esta época de detección y prevención como en el futuro plan de vacunación.