Veinticuatro horas después de su bronca en los pasillos del Congreso con María Jesús Montero, Pablo Iglesias hace gala a la fama de "cabezón" con la que coloquialmente le replicaba en privado la portavoz del Gobierno. Podemos firma este jueves, junto a ERC, Bildu y otras cinco fuerzas políticas, un manifiesto que reivindica el fin del corte de los suministros eléctricos, en línea con lo que el partido morado le pide a la vicepresidenta cuarta, Teresa Ribera.

Noticias relacionadas

Un nuevo episodio de presión al PSOE, a imagen y semejanza de lo que ocurrió, por ejemplo, con la enmienda sobre los desahucios presentada con los independentistas catalanes y vascos. La enmienda fue finalmente retirada, después de abrirse las negociaciones entre la vicepresidencia segunda y el ministerio de Transportes para elaborar un decreto sobre esa cuestión. 

El texto, impulsado por organizaciones como Ecologistas en Acción o Coordinadora de Vivienda Madrid, le pide al Gobierno la aprobación de un decreto que "vuelva a proteger a los miles de familias que a día de hoy pueden sufrir un corte de agua, electricidad o gas".

"Periodo de carencia"

El manifiesto señala directamente al ministerio de Ribera, el de Transición Ecológica y Reto Demográfico, para que establezca un "principio de precaución" que debería obligar a que las compañías energéticas avisen a los servicios sociales antes de proceder a cualquier corte por impago.

Además, si se demuestra una situación de "vulnerabilidad", estas empresas deberían hacerse cargo de hasta el 100% de los servicios no abonados. Pero antes de todo ello, se reivindica un "periodo de carencia" por el que se aplicaría ya, de facto, esa prohibición de los cortes de suministros eléctricos por impago. 

El manifiesto llega al día siguiente de que la propia Ribera, en declaraciones en el Congreso durante el pleno de este miércoles, enmendase a Podemos asegurando que no hay que generar preocupación en la gente "cuando no hay motivo para ello".

La ministra aseguró que ya existen mecanismos para garantizar el suministro en hogares vulnerables con menores, dependientes o afectados por un ERTE. E igualmente recordó que basta una "declaración responsable" de quien se encuentre en esa situación y no pueda acreditar todavía su renta. Algo que puede darse cuando una situación de pobreza se haya originado este año como consecuencia de la pandemia.

Casi a la misma hora en que pronunciaba sus palabras, Iglesias mantienía su tenso encuentro con Montero en el que, entre otras discrepancias, salía a relucir la cuestión del corte de suministros.

Fuentes de Podemos insisten en que no es suficiente lo hecho hasta ahora, e incluso en que cuestiones como la "declaración responsable" a la que aludía Ribera no llegan a la población afectada. "Se trata de gente que además de ser vulnerable económicamente, y precisamente por esa situación, están fuera de los circuitos habituales de información, no leen la prensa, etc" explican desde la formación morada.