El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes un fondo superior a los 111 millones de euros para el mantenimiento de los motores en servicio en flotas aéreas y navales del Ejército del Aire, de Tierra y de la Armada. La medida se adopta ante "la falta de capacidades suficientes" para llevar a cabo estas labores por parte de las Fuerzas Armadas.

Noticias relacionadas

El contrato tendrá una duración de 24 meses, prolongándose entre 2020 y 2021, con la posibilidad de establecer futuras prórrogas. El importe total de la adjudicación del Consejo de Ministros asciende a 111.550.000 euros.

El mantenimiento corresponde a los motores Honeywell (Garret) TFE731 y TPE331; General Electric T700, J85, CF700, CT7 y F404; MTU/Turbomeca/Rolls-Royce MTR390; Pratt & Whitney PT6T-3, PW123AF y PW127G; y los Rolls Royce (Allison) Model 250 y Pegasus. Se trata de modelos que están presentes en flotas de los diferentes cuerpos que integran las Fuerzas Armadas.

"La necesidad de recurrir a la externalización del mantenimiento mencionado viene justificada por la falta de capacidades suficientes, sea de medios materiales, técnicos, de certificación o personales, de las instalaciones orgánicas de los Ejércitos (Maestranzas Aéreas y Parques) y de la Armada (Arsenales), para atender las cargas de trabajo generadas para el mantenimiento operativo y disponibilidad exigida en tiempo y forma de todas las flotas", detallan desde el Ministerio de Defensa.

Las labores externalizadas, según las mismas fuentes, corresponde al tercer escalón de mantenimiento, correspondiente a la reparación y mantenimiento en industria de los motores.