Los nueve detenidos este viernes en Barcelona acusados de desórdenes públicos, atentado a la autoridad y daños durante las protestas por la celebración del Consejo de Ministros, han quedado esta tarde en libertad con cargos, algunos de ellos con medidas cautelares.

Noticias relacionadas

Según han informado el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) en un comunicado, el titular del juzgado de instrucción número 14 de Barcelona, en funciones de guardia, ha tomado declaración a dos de los detenidos: uno ha quedado en libertad sin ninguna medida cautelar y el otro con obligación de comparecencia periódica, retirada de pasaporte y prohibición de salir del territorio. Los dos están investigados dentro de una causa abierta por desórdenes públicos y atentado a la autoridad.

En el juzgado de instrucción número 15, también en funciones de guardia de detenidos, han prestado declaración cinco de los arrestados y todos ellos han quedado en libertad provisional, con medidas cautelares para dos: comparecencia periódica, retirada de pasaporte y prohibición de salida del territorio. Los cinco están investigados dentro de una causa abierta también por desórdenes públicos y atentado a la autoridad.

Otros dos de los detenidos han comparecido en el juzgado de instrucción número 16, también en funciones de guardia de detenidos, y los dos han quedado en libertad provisional con obligación de comparecencia periódica ante el juez, retirada de pasaporte y prohibición de salir del territorio. Los dos también están investigados en una causa abierta por desórdenes públicos y atentado a la autoridad.

Dos de los tres arrestados en la jornada de protestas de ayer en L'Ampolla (Tarragona) acusados de cortar carreteras, quedaron en libertad ayer y el otro hoy, a la espera del juicio por desórdenes públicos y daños.