Horas después de salir de la cárcel, dos exconsellers y candidatos de Junts per Catalunya, Josep Rull y Jordi Turull, han comparecido ante medios de comunicación y compañeros de partido para relatar su experiencia. 

Noticias relacionadas

Tanto Rull, exconseller de Territorio y Sostenibilidad, como Turull, exconseller de presidencia, agradecieron el trato de la Policía y la Guardia Civil y del resto de reclusos. 

"Ayer, al salir del módulo cuatro, el resto de presos nos aplaudieron y abrazaron", aseguró Turull. "Hemos visto toneladas y toneladas de humanidad" en el resto de presos, dijo, explicando que les preguntaban por qué estaban allí.

"El trato de los Policías nacionales y los Guardias Civiles fue muy profesional, lo quiero dejar claro", dijo Rull. "Los funcionarios de la prisión de Estremera, del modulo 4, son muy profesionales, solventes y serios", aseguró.

No así los de Navalcarnero, donde pasó unas horas, según el exconseller, que consideró anecdóticas frases como "Se os ha acabado la tontería" o "te vas a pasar tanto tiempo aquí en la carel que te vas a acabar aprendiendo el auto de memoria". 

"No tenemos queja de los funcionarios", dijo Turull, por su parte. 

"No hay mal que por bien no venga"

Según Turull, salen de la cárcel "con la misma dignidad que hemos entrado y con los mismos ideales", que siempre han sido pacíficos. "Políticamente, estamosabsolutamente en contra del 155". 

Según el exconseller de presidencia, el 21 de diciembre es una gran oportunidad para demostrar que el independentismo es pacífico y se sirve de urnas, y no de porras. "No hay mal que por bien no venga", ha dicho sobre las posibilidades del independentismo de seguir ganando posiciones en el camino a la independencia, que para ellos ha incluido los "sórdidos calabozos" del Estado español.